Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
martes 26 octubre |
San Witta (Albino) de Bürberg
Aleteia logo
home iconOtros Cultos
line break icon

María en el Corán

Jonah Bettio-CC

María Angeles Corpas - publicado el 10/12/16

Mariam une a musulmanes y cristianos

¿Quién es María para los musulmanes? Mientras que la figura de Jesús (Isa), en tanto que hijo encarnado de Dios, es un punto de clara divergencia entre musulmanes y cristianos, la figura de María (Mariam) puede considerarse, y de hecho así ocurre, un punto de consenso. Las fuentes escriturarias de ambas tradiciones religiosas presentan grandes similitudes al describirla.

Este se propone ser el primero de una serie de artículos que presenten de un modo sencillo y breve la figura de María para los musulmanes.

Para los musulmanes, Mariam (a la que desde ahora llamaremos exclusivamente María), es un puente espiritual que actualiza el monoteísmo, simbolizado por los profetas. Especialmente por la figura de Abraham (Ibrahim). María es una mujer privilegiada por el Creador, que goza de perfección eterna.

Según el texto coránico, María poseía dignidad profética. Siendo mujer, debemos pensar qué gran giro de pensamiento supuso su figura para la época. Los místicos musulmanes hablarán de María como una mujer de vocación excepcional, que había sido elegida.

De hecho, es la única figura femenina que aparece en el Corán con su propio nombre. Algo que puede hacernos reflexionar sobre su alto grado de intimidad con Dios (Qur. 3, 33-34). Y no sólo ella aparece con estas distinciones, sino que toda su ascendencia goza de este trato privilegiado.

Respecto a su nacimiento, se subraya cómo Ana (Hanna) su madre, anhelaba y suplicaba a Dios descendencia. Ana es representada como una mujer profundamente creyente. Su esterilidad era causa de profunda tristeza y rogaba el alumbramiento de un niño que consagraría a Dios en obediencia y servicio (Qur. 3, 35).

Ana deseaba que ese hijo fuese “liberado” de las esclavitudes del mundo, de las pasiones negativas y de las exigencias de la carnalidad (muharran).

La exégesis coránica, bien sea clásica (Tafsir al-Qurtubí, Tabarí o Ibn Kadir) o bien sea mística, coincide en esta aspiración de Ana, que podría expresarse diciendo que deseaba y rogaba por un hijo liberado de todo, menos de Dios. Los autores musulmanes han visto en esta petición una sublime expresión de fe y amor de Ana a Dios.

El nacimiento de una niña hizo que Ana se sintiera triste y pidiera perdón a Dios (Qur. 3, 36), ya que era privilegio exclusivo del varón cumplir las funciones religiosas y espirituales que ella había ofrecido: consagrar su hijo por completo a Él. Escogió para ella el nombre de María: “devota”, “sirviente de Dios”, y con fe inquebrantable la puso bajo su protección, confiando en la respuesta divina.

Según la tradición islámica, el deseo de Ana se vio colmado, y María creció en piedad, espiritualidad y devoción al Creador. Fue, según la costumbre del momento, tutelada por Zacarías (Zakariya), profeta reconocido y respetado de la época y responsable del Templo.

Según subrayan los relatos, María destacaba por ser receptora de misteriosos dones divinos. En este sentido, el Corán recoge la expresión “rizq” para referirse a dichos tesoros, que estaban siempre junto a ella y que maravillaban a Zacarías: “Siempre que Zakariya entraba en el Templo para verla, encontraba un tesoro junto a ella. Decía: `¡Mariam!, ¿de dónde viene eso?´ Decía ella: `De Dios. Dios provee sin medida a quien Él quiere” (Qur. 3, 37).

Ese “tesoro”, más allá de interpretaciones literalistas, ha sido interpretado por algunos expertos (Rashid Rida, Ibn Kacir) en un sentido místico, profundo. Es decir, que junto a María se encontraba la “fuente del saber y del conocimiento”, hecho que Ella recibía como dones divinos.

Zacarías resume de un modo hermoso el significado único de la figura de María para los musulmanes: para él, la luz y la sabiduría con que la joven María había sido dotada, su entrega y amor desinteresado, despertaban en el verdadero creyente el recuerdo de Dios.

Tags:
islamvirgen maria
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa cuenta que vio un milagro por intercesión de la Virgen de...
2
QUIÑONEZ
Pablo Cesio
Álex Quiñónez, una muerte cargada de violencia que vuelve a enlut...
3
READING
Gelsomino del Guercio
Las tres reglas fundamentales para los lectores en la misa
4
SINDONE 3D
Lucandrea Massaro
El Hombre de la Sindone, reconstruido en 3D: ¡Son verdad los Evan...
5
Aleteia Brasil
¡Cuidado con las oraciones de sanación y liberación!
6
newborn
Mathilde De Robien
15 nombres de niña cuyo significado conecta con Dios
7
EUCHARIST
Philip Kosloski
Esta hostia eucarística fue filmada sangrando y latiendo como un ...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.