Aleteia

Obispo impacta redes sociales con mensaje a la madre que abandonó a su bebé en la basura

Comparte
Comenta

Él es reconocido por la férrea defensa del derecho a la vida

José Ignacio Munilla, obispo de la diócesis de San Sebastián, capital de la provincia española de Guipúzcoa, se manifestó en Twitter sobre el caso de la bebé recién nacida que fue abandonada en un contenedor de basura de la ciudad el 22 de octubre.

“Querida mamá, aunque no deba ser así, gracias por dar a luz a esta niña”, escribió él, completando con el hashtag “#BienvenidaDonostiarra”. “Donostiarra” es el adjetivo en vasco usado en relación a las personas que nacen en San Sebastián, porque el nombre de la ciudad en esa lengua es Donostia.

La responsable por las políticas sociales de la provincia de Guipúzcoa, Maite Peña, informó que la bebé está “en perfecto estado de salud”, vivirá con una familia de acogida de urgencia y recibirá el alta del hospital. Maite Peña considera “imposible comprender los motivos que pueden llevar a algunos padres a actuar de esa forma tan cruel e inhhumana, todavía más cuando Guipúzcoa cuenta con un sistema de protección al niño que puede dar respuesta inmediata y de calidad a situaciones como la que puede haber dado lugar a este caso”.

José Ignacio Munilla siempre fue un férreo defensor del derecho a la vida:

El 18 de febrero de este año, también por Twitter, él posteó palabras firmes del Papa Francisco sobre el aborto: “El aborto no es un mal menor: es un crimen. Es descartar a uno para salvar a otro. Es lo que la mafia hace”.

En marzo de 2014, el obispo escribió una carta pastoral enfatizando que “no se puede aceptar que, en el año, hayan 4.000 abortos en el País Vasco. Que los prejuicios no nos impidan pensar, sentir y encarar el drama del aborto y promover un debate real, libre de estos prejuicios (…) La causa de la vida es pre-política y está por encima de cualquier ideología”.

En marzo de 2013, él denunció que el aborto es una “masacre de inocentes” y un “holocausto silencioso”. Como respuesta a ese crimen, el obispo renovó el llamamiento a dignificar la adopción, además de recordar a las mujeres que piensan abortar, que Cáritas tiene el compromiso de ayudar a las madres gestantes en situación de pobreza para garantizar la protección de la vida.

Monseñor Munilla exhorta a las personas a adoptar niños, recurriendo a frases célebres de santa Teresa de Calcuta, como “En lugar de matarlo, dénmelo a mí” y “Mientras haya aborto, no habrá paz en el mundo”.

Con información de Radio Vaticano

Newsletter
Recibe Aleteia cada día