Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
lunes 18 octubre |
San Lucas
Aleteia logo
home iconDesde Roma
line break icon

«La Puerta Santa se cierra, pero la misericordia permanece abierta de par en par»

Vatican Insider - publicado el 20/11/16

«Aunque se cierre la Puerta Santa, permanece abierta de par en par para nosotros la verdadera puerta de la misericordia, que es el corazón de Cristo». Lo dijo Papa Francisco en la homilía de la misa para la fiesta de Cristo Rey, después de haber cerrado, al inicio de la celebración, las hojas de la Puerta Santa de la Basílica de San Pedro, por la que pasaron millones de peregrinos durante este año. Francisco invitó a «volver a descubrir el rostro joven y bello de la Iglesia, que resplandece cuando es acogedora, libre, fiel, pobre en los medios y rica en el amor, misionera».

El Papa, que concelebró con los nuevos cardenales «creados» en el Consistorio de ayer, sábado 19 de noviembre, recordó cuál es la verdadera «realeza» de Jesús, quien en la cruz se muestra «sin poder y sin gloria», y «parece más un vencido que un vencedor». La grandeza de su reino, explicó, «no es la potencia según el mundo, sino el amor de un Dios, un amor capaz de alcanzar y resanar cualquier cosa. Por este amor Cristo se abajó hasta nosotros, habitó nuestra miseria humana, sintió nuestra condición más ínfima».

De esta manera, siguió Francisco, «nuestro Rey se empujó hasta los confines del universo para abrazar y salvar a cada ser vivo. No nos condenó, ni siquiera nos conquistó, nunca violó nuestra libertad, sino que se hizo camino con el amor humilde que perdona todo, que espera todo, que soporta todo. Solo este amor venció y sigue venciendo a nuestros grandes adversarios: el pecado, la muerte, el miedo».

Bergoglio  explicó que sería muy poco «creer que Jesús es Rey del universo y centro de la historia, sin que lo convirtamos en Señor de nuestra vida», sin acogerlo y sin hacer propio «su modo de reinar». Después recordó las diferentes actitudes frente al Nazareno: la del pueblo que se queda viendo mientras lo condenan, la tentación de «quedarse en la ventana», de «tomar distancias de la realeza de Jesús» frente «a las circunstancias de la vida o a nuestras esperanzas no realizadas», sin «aceptar hasta el fondo el escándalo de su amor humilde, que inquieta a nuestro yo, que incomoda». Después está la actitud de los jefes del pueblo, de los soldados y de uno de los ladrones crucificados, que se ríen de Jesús. «Le dirigen la misma provocación: “¡Sálvate a ti mismo!”. Es una tentación peor que la del pueblo. Aquí tientan a Jesús, como hizo el diablo al principio del Evangelio, para que renuncie a reinar a la manera de Dios, y que lo haga según la lógica del mundo: ¡que descienda de la cruz y derrote a los enemigos!». Es decir «que prevalezca el yo con su fuerza, con su gloria, con su éxito. Es la tentación más terrible».

«¡Cuántas veces —comentó Bergoglio refiriéndose a la actitud de la Iglesia—, también entre nosotros, se han buscado las satisfactorias seguridades que ofrece el mundo! Cuántas veces hemos sido tentados de descender de la cruz. La fuerza de atracción del poder y del éxito ha parecido una vía fácil y rápida para difundir el Evangelio, olvidando de prisa cómo actúa el Reino de Dios». Y Francisco invitó a volver a descubrir «el rostro joven y bello de la Iglesia, que resplandece cuando es acogedora, libre, fiel, pobre en los medios y rica de amor, misionera».

«La misericordia, llevándonos al corazón del Evangelio —continuó el Papa— nos exhorta también a renunciar a costumbres y hábitos que pueden obstaculizar el servicio al Reino de Dios; a encontrar nuestra orientación solo en la perenne y humilde realeza de Jesús, y no en la adecuación a las precarias realezas y a los cambiantes poderes de cada época».

El último de los ejemplos de actitud frente a Jesús es el del buen ladrón. «Creyó en su Reino. Y no se encerró en sí mismo, sino que con sus errores, con sus pecados y sus problemas se dirigió a Jesús. Pidió ser recordado y sintió la misericordia de Dios: “Hoy estarás conmigo en el Paraíso”. Dios, si apenas le damos la posibilidad, se acuerda de nosotros. Él está listo para cancelar completamente y para siempre el pecado, porque su memoria no registra el mal hecho y no tiene siempre en cuenta los entuertos sufridos, como la nuestra. Dios no tiene memoria del pecado, sino de nosotros, de cada uno de nosotros, sus amados hijos. Y cree que siempre es posible volver a comenzar, volver a levantarse».

Francisco concluyó agradeciendo por lo que ha suscitado el Jubileo en el mundo, y recordó que «permanece siempre abierta de par en par para nosotros la verdadera puerta de la misericordia, que es el corazón de Cristo». «Agradezcamos por esto y acordémonos de que hemos sido investidos de misericordia para revestirnos de sentimientos de misericordia, para convertirnos también en instrumentos de misericordia».

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
VENEZUELA
Ramón Antonio Pérez
Cuando la vida surge del atroz abuso a joven discapacitada
2
THERESA
Maria Paola Daud
¿Santa Teresa de Ávila fue la inventora de las papas fritas?
3
squid game
Dolors Massot
¿Qué ocurre con la serie «El juego del calamar» (Squid Game)?
4
Gelsomino del Guercio
Carlo Acutis habló de un regalo que le hizo Jesús, ¿de qué se tra...
5
Henry Vargas Holguín
¿Cuál es el pecado contra el Espíritu Santo?
6
CARLO ACUTIS, CIAŁO
Gelsomino del Guercio
«Cerró los ojos sonriendo»: así murió Carlo Acutis
7
Felipe Aquino
¿Hay pecados tan graves que no puedan ser perdonados?
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.