Recibe Aleteia gratis directamente por email
¡Alimenta tu espíritu! ¡Recibe las noticias de Aleteia cada día!
¡Inscríbete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

¿Sabes cuál es la oración del Papa para que Dios nos enseñe a soñar?

L'Osservatore Romano / AFP / HO
Comparte

Francisco pide perdón a los pobres, quienes fueron protagonistas de un gesto poco común en el Vaticano....

 

 

La oración del Papa para que Dios nos enseñe a soñar:

“Dios padre de todos nosotros,

de cada uno de tus hijos,

te pido que nos des fortaleza,

que nos des alegría,

que nos enseñes a soñar,

para mirar adelante,

que nos enseñes a ser solidarios,

porque somos hermanos,

y que nos ayudes a defender nuestra dignidad,

Tú eres el Padre de cada uno de nosotros,

bendícenos Padre

 Amén”.

AFP PHOTO / OSSERVATORE ROMANO

 

El papa Francisco pidió perdón a los pobres y a los excluidos en nombre de los cristianos que los ignoran y no reconocen en ellos el corazón del Evangelio. Además enseñó una oración para que Dios nos enseñe a soñar.

Lo hizo este 11 de noviembre de 2016 en el aula Pablo VI en el Vaticano ante 6 mil personas que han vivido o que viven en la calle procedentes de toda Europa.

El Papa pidió perdón a los sin techo, a los pobres, si alguna vez los ofendió en el contexto del Jubileo de la Misericordia.

Les pido perdón en nombre de los cristianos que no leen el Evangelio, encontrando la pobreza que se encuentra en el centro. Les pido perdón por toda las veces que los cristianos, delante de una persona pobre o de una situación pobre miramos para el otro lado ¡Perdón!”, expresó.

“El perdón de ustedes hacia hombres y mujeres de Iglesia que no los miran o no los quisieron mirar es agua bendita para nosotros. Es limpieza para nosotros”, aseguró.

En un gesto poco común, que algunos periodista leen como casi sin precedentes, los pobres encomendaron al Papa a Dios. Como si ellos –que están en el centro del Evangelio–, por estar más cerca de lo que vivió Jesús que nació en pobreza en un pesebre, tuvieran un canal preferencial con el Señor.

© ALBERTO PIZZOLI / AFP

En otro momento, puso a los pobres como ejemplo ante un mundo en guerra por ser ellos portadores  de solidaridad.

La pobreza más grande es la guerra, es la pobreza que destruye”, dijo el Papa inspirado en el testimonio de Cristian: “de los labios de un hombre que ha sufrido pobreza material, pobreza de salud, es un llamado a trabajar por la paz”.

Una paz que para los cristianos empezó en un establo, ocupado por una familia marginada. Una paz que Dios quiere para cada uno de sus hijos. Y ustedes pueden ser artífices de paz”, invitó el Papa.

Las guerras se hacen entre ricos, para tener más, para poseer más territorio, más poder, más dinero. Es muy triste cuando la guerra llega a hacerse entre los pobres, porque es una cosa rara; los pobres son desde su misma pobreza más proclives a ser artesanos de la paz”.

Francisco instó a los pobres: “Hagan paz, creen paz, den ejemplo de paz. Necesitamos paz en el mundo, necesitamos paz en la Iglesia. Todas las Iglesias necesitamos paz, todas las religiones necesitan crecer en la paz, porque todas las religiones son mensajeras de paz, pero deben crecer en la paz”.

Y les invitó a ayudar a construir la paz desde el sufrimiento que “proviene del corazón, buscando esa armonía que te da la dignidad”.

Y aseguró que su perdón ayuda “a volver a creer que en el corazón del Evangelio está la pobreza como gran mensaje y que nosotros, los católicos, los cristianos, todos, tenemos que formar una Iglesia pobre y para los pobres”. “Y que todo hombre y mujer de cualquier religión tiene que ver en cada pobre el mensaje de Dios que se acerca y se hace pobre para acompañarnos en la vida”.

“Que Dios los bendiga a cada uno de ustedes. Y es la oración que quiero hacer para ustedes. Ustedes quédense sentados. Yo voy a hacer la oración”, concluyó.


https://www.youtube.com/watch?v=4Q-QFOi5FrA

Boletín de Noticias
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.