Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
domingo 29 noviembre |
Santa Catalina Labouré
home iconEspiritualidad
line break icon

Papa Francisco: La rigidez siempre esconde algo

Radio Vaticano - publicado el 24/10/16

A Dios "le gusta la misericordia, la ternura, la bondad, la mansedumbre, la humildad"

Detrás de la rigidez hay algo escondido, una doble vida. Los rígidos no son libres, son esclavos de la ley. Dios nos da libertad, mansedumbre y bondad, afirmó el papa Francisco en la misa matutina celebrada en la Casa Santa Marta del Vaticano.

En el Evangelio del día, Jesús cura a una mujer en sábado provocando el desprecio del jefe de la Sinagoga porque, dice, ha sido violada la Ley del Señor.

“No es fácil, comenta el Papa, caminar en le Ley del Señor, “es una gracia que debemos pedir”.

Jesús lo acusa de hipocresía, una palabra “que repite muchas veces a los rígidos, a aquellos que tienen un comportamiento estricto a la hora de cumplir la ley”, que “no tienen la libertad de hijos, son esclavos de la Ley”.

Sin embargo, la Ley, observa, no se hizo para hacernos esclavos sino libres, para hacernos hijos”. “Tras la rigidez hay algo más, ¡siempre!”. Por esto Jesús dice: «¡Hipócritas!».

“Tras la rigidez hay algo más escondido en la vida de una persona. La rigidez no es un don de Dios. La mansedumbre sí, la bondad sí, la benevolencia sí, el perdón sí. Pero la rigidez no«, aseguró Francisco.

«Tras la rigidez hay algo siempre escondido, a veces incluso una doble vida, incluso algo de enfermedad. ¡Cuánto sufren los rígidos, cuando son sinceros y se dan cuenta de esto!», continuó.

«Porque no consiguen tener la libertad de hijos de Dios. No saben cómo se camina en la Ley del Señor y no son felices».

«¡Sufren mucho! Parecen buenos, porque siguen la Ley, pero detrás hay algo que no les hace buenos: o son malos, hipócritas, o son enfermos ¡sufren!”.

Papa Francisco recordó la parábola del hijo pródigo en la que el hijo mayor, que siempre se había comportado bien, se indigna con el padre porque acoge al hijo menor disoluto, pero que vuelve a casa arrepentido.

Esta actitud, explicó el Papa, hace ver lo que está detrás de una cierta bondad: “la soberbia de creerse justo”.

“Tras este buen hacer, está la soberbia. Este sabía que tenía un padre y en el momento más oscuro de su vida fue a él; el otro solo entendía del padre que era señor de todas las cosas, pero nunca lo había sentido como padre. Era un rígido: caminaba en la Ley rígidamente».

«El otro deja la Ley a un lado y ha ido sin Ley, contra la Ley, pero en un momento dado piensa en el Padre y vuelve. Y obtuvo el perdón. No es fácil caminar en la Ley del Señor y no caer en la rigidez”.

El Papa concluyó su homilía con esta oración: “Recemos al Señor, recemos por nuestros hermanos y hermanas que creen que caminar en la Ley del Señor es ser rígidos. Que el Señor les haga sentir que Él es Padre y que a Él le gusta la misericordia, la ternura, la bondad, la mansedumbre, la humildad. Y que nos enseñe a todos a caminar en la Ley del Señor con esta actitud”.


WOMAN PRAYING,CHURCH PEWS

Te puede interesar:
12 pasos para obtener algo de la humildad que necesita el mundo

Tags:
enfermedadhipocresíahomiliapapa franciscosanta marta
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
READING
Gelsomino del Guercio
Las tres reglas fundamentales para los lector...
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
COVID
Rodrigo Houdin
COVID-19: Murió aferrado a su rosario y con u...
APOKALIPSA
Vatican Media
El Papa: Está acabando una civilización que s...
Orfa Astorga
¿Hasta qué edad es sano vivir en casa de los ...
TRINIDAD Y TOBAGO
Ramón Antonio Pérez
¿Por qué Trinidad y Tobago “echa al mar” a 16...
Philip Kosloski
Cuando sientas que todos conspiran contra ti,...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.