¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

16 lindas imágenes de María en el arte

Comparte

Un hermoso arreglo de imágenes eternas -clásicas y modernas- para honrar a la Virgen María

En todo el mundo, los cristianos alaban y recuerdan a la Santísima Virgen al rezar tercios y rosarios. Presentamos un hermoso arreglo de imágenes eternas -clásicas y modernas- que nos recuerdan el grandioso significado de María.

ICONO AGIOSORITISSA (MADRE DE DIOS), ARTISTA DESCONOCIDO

Agiosoritissa Icono, Madre de Dios, Anónimo, siglo VII.

Los iconos son ventanas del cielo y un recordatorio de que los que han muerto aún están entre nosotros. Este lindo icono, pintando en el siglo VII, es una de las más antiguas imágenes conocidas de María. Han quedado muy pocos iconos de este periodo.

ANUNCIACIÓN A LA VIRGEN MARÍA, POR FRA ANGELICO

Virgin Mary Annunciate, Fra Angelico, 1431–1433, Detroit Institute of Arts, Detroit, USA.
Anunciación, Fra Angelico, 1431–1433, Detroit Institute of Arts, Detroit, USA.

María –pintada aquí por Fra Angelico, monje del siglo XV- es frecuentemente retratada asegurando una Biblia. De cierta forma, al estudiar las Escrituras, María conocía y amaba a su hijo antes de que fuera concebido.

NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE

Our lady of Guadalupe, 1531 Basilica of Our Lady of Guadalupe, Tepeyac Hill, Mexico City, Mexico.
Nuestra Señora de Guadalupe, 1531 Basilica de Nuestra Señora de Guadalupe, Monte del Tepeyac, Ciudad de México.

Esta imagen históricamente significativa y hermosa de María nunca deja de sorprender a los espectadores, especialmente cuando se mira el original en la Ciudad de México. Cuando milagrosamente apareció en el manto de un campesino llamado Juan Diego, en 1531, la imagen se volvió una señal de amor de María a la humanidad.

VIRGEN MARÍA, POR FILIPPO LIPPI (MITAD DEL SIGLO XV)

Madonna with the Child and two Angels, Filippo Lippi, 1406–1469, Uffizi Gallery, Florence, Italy. Luisa Ricciarini | Leemage
Virgen con el niño y dos ángeles, Filippo Lippi, 1406–1469, Galería Uffizi, Florencia, Italia. Luisa Ricciarini | Leemage

Las Escrituras dicen que María ponderó las palabras y acciones de Jesús en su corazón. María, siempre en oración y calma, consideraba que Dios están en acción en su vida y en el mundo.

LACTANCIA DE CRISTO, ARTISTA DESCONOCIDO

Virgen María y el niño con Santa Bárbara y Santa Catarina, Artista Desconocido, alrededor de 1525, Netherlandish, RISD Museum, Providence, EUA.

 

Una de las muchas imágenes históricas de María amamantando a Jesús, esta describe la belleza del cuerpo humano y la cercanía de una madre con su hijo en la más fundamental de las interacciones humanas.

VIRGEN MARÍA AFRICANA, ARTISTA DESCONOCIDO

Virgem Maria Africana, artista desconhecido.
Virgen Maria Africana, artista desconocido.

Esta bella representación de una Virgen María africana, con colores vibrantes y de forma estilizada, es una reminiscencia de un icono en su formalidad, y transmite la ternura protectora de una madre hacia su hijo.

CABEZA DE LA VIRGEN, DE LEONARDO DA VINCI

A cabeça da Virgem, Leonardo da Vinci, 1508-1512, The Metropolitan Museum of Arts, Nova Iorque, EUA.
La cabeza de la Virgen, Leonardo da Vinci, 1508-1512, The Metropolitan Museum of Arts, Nueva York, EUA.

Esta imagen muestra cuán magistral Leonardo era en su oficio. El perfil de la Virgen es sereno y es descrito como poseyendo una “belleza mágica”. Es difícil no notar el amor en sus ojos.

VIRGEN MARÍA AFRICANA, POR HENNIE NIEMANN JR

Virgen Maria Africana, Hennie Niemann Jr de 2006, Johans Borman de Bellas Artes.

 

Pintada por el artista sudafricano Hennie Niemann Jr, la creatividad y el uso del color en esta pintura revelan a María como nunca antes. Serena y bonita, aparece sin edad.

VIRGEN MARÍA, POR FRANCESCO FRANCIA, ALREDEDOR DEL 1450

Virgen Maria, Francesco Francia, alrededor de 1450, North Carolina Museum of Art, Raleigh, EUA.

Francia pintó a la Virgen aquí con tal delicadeza que supuestamente el pueblo de Venecia, cuando vio la nueva y viva belleza, corrió inmediatamente a verla, pensando que nunca sería mejorada.

VIRGEN MARÍA, POR JAN VAN EYCK (DO GHENT ALTARPIECE, 1432)

Virgem Maria, detalhe do Ghent Altarpiece, Hubert van Eyck, Jan van Eyck, 1432, Catedral de St. Bavo, Gent, Bélgica.
Virgen Maria, detalle de Ghent Altarpiece, Hubert van Eyck, Jan van Eyck, 1432, Catedral de St. Bavo, Gent, Bélgica.

Esta imagen es un panel de una colección de pinturas creadas en un altar de una iglesia. Durante la Segunda Guerra Mundial, la pintura fue robada y recuperada posteriormente por los Monuments Men. Van Eyck, el artista, trabajó con un nuevo tipo de tinta hecha de óleos y los usó para obtener una saturación de color que es incomparable.

CORONACIÓN DE LA VIRGEN, POR EL GRECO

Coronación de la Virgen, El Greco, 1591, Museo de la Santa Cruz, Toledo, España.

 

La luminosidad típica de El Greco brilla en esta escena de coloración. Ahí abajo, los discípulos están reunidos mirando con asombro a la celeste reina, la Virgen María coronada Reina del Cielo por las tres personas de la Trinidad.

THEOTOKOS (MADRE DE DIOS), POR ANN MARIE CAMPBELL

Theotokos, Ann Marie Campbell, de 2010.
Theotokos, Ann Marie Campbell, 2010.

Theotokos significa “Dios-portador”, un título dado a María, que dio a luz al hijo de Dios. La artista Ann Marie Campbell hizo su propia tinta usando yemas de huevo y pigmentos en polvo de todo el mundo y añadió 23 quilates de oro y cristales Swarovski para este bello icono, que está entre sus favoritos.

LA VIRGEN DE LA LECHE, DE LUIS DE MORALES

La Virgen de la leche, Luis de Morales, alrededor de 1565, Museo del Prado de Madrid, España.
La Virgen de la leche, Luis de Morales, alrededor de 1565, Museo del Prado de Madrid, España.

En este retrato del arista español del siglo XVI conocido como “El Divino”, el niño Jesús jala el velo de su madre y se agarra a su pecho. La pintura nos recuerda la maternidad de María. Como cualquier bebé, Jesús era totalmente dependiente de su madre para vivir y sustentarse.

VIRGEN DEL MAGNIFICAT, POR SANDRO BOTTICELLI (ALREDEDOR DE 1445)

Virgen del Magnificat, Sandro Botticelli, 1483, Galería Uffizi, Florencia, Italia.
Virgen del Magnificat, Sandro Botticelli, 1483, Galería Uffizi, Florencia, Italia.

El título de la pintura de Botticelli alude al Magnificat, una oración de agradecimiento que María ofrece a Dios. La Madre de Dios es coronada con estrellas brillantes, una alusión a uno de sus títulos tradicionales, “Stella”, que significa estrella.

VIRGEN MARÍA, POR EL GRECO

Virgen Maria, El Greco, 1585, Museo de Bellas Artes, Estrasburgo, Francia.
Virgen Maria, El Greco, 1585, Museo de Bellas Artes, Estrasburgo, Francia.

El Greco pinta a María aquí de una forma que permite que su alma brille a partir de la imagen. La coloración es sutil, pero luminosa, y aunque María parezca aprensiva, también está radiante.

NUESTRA SEÑORA DEL PERPETUO SOCORRO, ICONO BIZANTINO (QUE PARECE SER DEL SIGLO XIII O XIV) 

Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, icono bizantino alrededor del siglo13 o 14.
Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, icono bizantino alrededor del siglo13 o 14.

La leyenda detrás de este icono bizantino dice que es una copia de un original perdido pintando por el mismo san Lucas. La tradición cuenta que esta escena retrata el momento en que Jesús se despertó de una pesadilla y María lo consoló. Durante siglos los cristianos se han dirigido a Nuestra Señora del Perpetuo Socorro para pedir la intercesión de María.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Para que nuestra luz siga brillando en la oscuridad

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.