Aleteia

Papa Francisco, Fariñas está al borde de la muerte

Comparte

El opositor al régimen cubano está en huelga de hambre hasta que el gobierno cumpla 4 exigencias

“¿Por qué hay necesidad de que un cubano arriesgue su vida en aras de conquistar algo que Dios le ha concedido al ser humano y es la libertad de pensamiento?”, se pregunta el grupo opositor cubano Frente Antitotalitario Unido, conocido por sus siglas FANTU, en una carta enviada al Papa Francisco.

En la misiva –fechada el 15 de agosto de 2016 y con carácter de urgente—los miembros de FANTU le piden al Papa que incluya en sus oraciones a Guillermo Fariñas Hernández, quien realiza una huelga de hambre y sed y que conozca el por qué de la opción de Fariñas, para que active una presión internacional sobre el tema.

El opositor Guillermo Fariñas, Premio Sajarov a la Libertad de Expresión 2010, comenzó la huelga el pasado 20 de julio, después de recibir maltratos físicos por parte de la policía en la ciudad de Santa Clara, Villa Clara.

Ya son 27 días los que lleva Fariñas sin ingerir alimentos ni beber agua, aunque ha sido hidratado por vía intravenosa.

“Su salud se deteriora por días, con síntomas de decaimiento, dolores y somnolencia”, declaró su vocero, Jorge Luis Artiles, uno de los miembros fundadores del Frente Antitotalitario.

“Tiene muchos dolores en los riñones, y en las últimas cuarenta y ocho horas ha orinado muy poco”, agregó Artiles, quien también dijo que una doctora monitorea su evolución.

En la carta, los miembros del FANTU explican al Papa Francisco que Fariñas Hernández “está arriesgando (su vida) pidiendo el cumplimiento de las leyes actuales cubanas para que cese la violencia de unos cubanos sobre otros”.

Cuatro exigencias

Desde el inicio de su huelga Fariñas dejó claras cuatro exigencias al gobierno de Raúl Castro: el cese del hostigamiento y los atropellos a los disidentes, que un funcionario se reúna con opositores cubanos, que el compromiso y los acuerdos que se tomen sean publicados en el periódico Granma, la prensa oficial del país, y que la policía deje de acosar a los pequeños comerciantes y empresarios que trabajan por su cuenta.

La huelga de Fariñas ha captado la atención de grupos de derechos humanos, medios de prensa internacionales y numerosas personalidades alrededor del mundo, entre ellos varios ganadores del premio Sajarov, que a principios de agosto le enviaron una carta al presidente de Cuba, Raúl Castro Ruz, exigiéndole que atienda los pedidos de Fariñas.

El famoso disidente cubano también ha recibido la visita de Arturo González, obispo de la Diócesis de Santa Clara, quien se ha interesado por su situación y su salud y de funcionarios de las embajadas de España y Estados Unidos.

La carta dirigida al Papa termina con esta pregunta: “¿Por qué usar la espada contra los que disienten en pensamiento? Las solicitudes de Fariñas, no van en contra de ninguna ideología política y (…) se avienen a la Doctrina Cristina. Pensamos que en cualquier parte del mundo es loable un reclamo como este”.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.