Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
sábado 27 febrero |
San Gabriel de la Dolorosa
home iconActualidad
line break icon

Escuadrón Suicida: esto es lo que pasa cuando los malos son los buenos

Antonio Rentero - publicado el 05/08/16

Una cinta que recuerda mucho al esquema de "Los Doce del Patíbulo"

No están teniendo suerte los aficionados al cómic cuyas preferencias gravitan del lado de la editorial DC (Superman, Batman, Linterna Verde…) si confrontamos sus comparecencias en la pantalla grande con el así denominado Universo Cinematográfico Marvel (IronMan, Capitán América, Los Vengadores…).

Excepción hecha de la trilogía de Batman obra de Christopher Nolan (con esa monumental “The Dark Kinght” como cumbre del género) los intentos por edificar un ecosistema propio al estilo de lo que ha conseguido la competencia no está saliendo como sin duda todos (productores y aficionados) desearían.

Teóricamente “El hombre de acero” (Zack Snyder, 2013), “Batman vs. Superman: el amanecer de la Justicia” (Zack Snyder, 2016) y la próxima “La Liga de la Justicia” (Zack Snyder, 2017) transcurren en el mismo universo, contexto y línea temporal que el estreno de esta semana, pero el ingrediente diferenciador es quién protagoniza la historia.

Si en todas las citadas y dirigidas por Snyder son los habituales superhéroes (Superman, Batman, Wonder Woman…) quienes llevan el peso de la trama en esta ocasión el Escuadrón Suicida del título cuenta entre sus filas con un extenso (quizá demasiado) elenco de lo que en la terminología clásica recibe la denominación de supervillanos. Sí, en esta ocasión los héroes son los malos.

El esquema responde, de forma poco innovadora, a un mecanismo que ya hemos visto anteriormente en ambientes como la IIª Guerra Mundial, con un pelotón de indeseables reclutados por alguien aún más duro que ellos que consigue aunar sus esfuerzos para la búsqueda de un bien común. Esa destreza requiere en este caso de un esfuerzo mayor de suspensión de incredulidad por parte del espectador cuando comienza a comprobar la partida de elementos reunidos, capaces de desmantelar un país pequeño en un fin de semana de farra. Tienes que esforzarte un poco para creerte que una vez abran la caja de Pandora los vientos van a poder ser medianamente controlables.

Y se consigue no sin dificultad, pero la reunión de los más malos del Universo DC para (atentos, que vienen curvas) encargarles unas misiones suicidas con la promesa de que sus condiciones cambiarán si se portan bien y cumplen la tarea casi sería digna de ternura. Pero la cuestión es que consiguen hacerles pasar por el aro.

Estos ocho del patíbulo (el referente a la película “Doce del patíbulo” dirigida en 1967 por Robert Aldrich es demasiado evidente) consiguen durante poco más de dos horas tener al espectador entretenido, pero el resultado final es muy irregular. Desde personajes que piden a gritos película propia como el Joker de Jared Leto (brillante creando su propia versión de un papel que en el cine ha pasado por Jack Nicholson y por el tristemente desaparecido Heath Ledger) o la Harley Quinn de Margot Robbie (y al parecer en la sala de montaje se ha quedado bastante del metraje que llegaron a rodar) hasta otros demasiado desdibujados como el Deadshot de Will Smith, un villano habitualmente despiadado a quien aquí se quiere dotar de un trasfondo personal que chirría ostensiblemente.

El propósito del director David Ayer (“Dueños de la calle”, “Sin tregua”, “Corazones de acero”) de querer encumbrar el gamberrismo de los habituales malos de la función para que el público empatice por una vez con el tiburón que se come a los bañistas o el serial killer que acaba con los campistas no ha triunfado pero porque la película no consigue ser una obra redonda sino que mantiene diversas aristas fruto de la compleja tarea de acomodar a tantos personajes y además de tratar de que los malos sean buenos y los espectadores sientan simpatía por unos malos que parece que al final no lo son tanto.

El resultado final es de asistir a un entretenido batiburrillo de momentos espectaculares, personajes novedosos en el cine de superhéroes, preocupantes caídas de ritmo y un reto saldado de forma poco airosa pero al menos meritorio al permitir echar un vistazo al lado sombrío del callejón por el que pululan los superhéroes.

Tags:
cine
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Kathleen Hattrup
El hombre que besó la frente del Papa dice que la Virgen lo curó ...
2
MEXICO
Pablo Cesio
México: El hombre que llegó a su propia misa de cuerpo presente
3
SINDONE 3D
Lucandrea Massaro
El Hombre de la Sindone, reconstruido en 3D: ¡Son verdad los Evan...
4
BABY
Aleteia Team
El bebé que nació agarrado al DIU
5
Redacción de Aleteia
El cuerpo intacto de Santa Bernardita: Lo que dijeron los médicos...
6
DEMANDE EN MARIAGE
Edifa
No te cases sin haberte hecho estas tres preguntas
7
ALICE BATTENBERG
Adriana Bello
La monja de la realeza
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.