Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
miércoles 04 agosto |
San Juan-Bautista María Vianney
home iconCuriosidades
line break icon

“El Principito” en la lengua tének

Jaime Septién - publicado el 01/08/16

Lengua de la familia de los mayas que se habla en la Huasteca mexicana

La preciosa historia del pequeño príncipe que cae de su planeta al desierto del norte de África y se la cuenta a Antoine de Saint-Exupéry, tiene ahora una lengua más a la que ha sido traducida: el tének, o huasteco.

Se trata de una lengua de la familia de los mayas que se habla en la Huasteca mexicana, que comparten los estados de Veracruz, San Luis Potosí e Hidalgo; una vasta región rica en petróleo, ganadería y agricultura, que muy pocas publicaciones ha visto traducir a su lengua originaria.

La traductora de la obra del piloto francés, perdido en la última misión de la Segunda Guerra Mundial, cuando sobrevolaba el Mediterráneo, es la lingüista francesa Ana Kondik, quien dedicó 10 años de trabajo intenso para llevar a los huastecos esta obra que pasa por ser la más editada –después de la Biblia– en la historia de Francia.

Kondik trabajó este tiempo en el pequeño poblado de San Francisco, perteneciente al Municipio de Chontla, en plena huasteca veracruzana. La obra lleva el título de An chckam principe y fue subvencionada por el Instituto Nacional de las Lenguas Indígenas de México, con un tiraje de tres mil ejemplares.

Las dificultades de la traducción, según dijo Kondik en la presentación del texto en la Ciudad de México, fuero, principalemte, la traslación de palabras inexistentes en el tének, como por ejemplo “príncipe” o “zorro”, y buscar el equivalente en la lengua huasteca que hiciera sentido.

La lingüista, egresada de la Universidad de Lyon, se valió de personajes locales que dominan el tének y el castellano (el “castilla”) para hacer la traducción, usando el mismo método que llevaron a cabo los frailes franciscanos de la primera evangelización de México hacia mediados del siglo XVI.

Según datos del Instituto Nacional de Lenguas Indígenas, el tének tiene un total de 166,000 hablantes, de los cuales 13,000 solamente hablan esa lengua (sin hablar español).

Tags:
idiomaliteraturamexico
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
MADELEINE PAULIAC
Sandra Ferrer
La doctora que ayudó a dar a luz a unas monjas violadas
2
Aleteia Brasil
Los 3 tipos de humildad según san Ignacio de Loyola
3
JAIRO
Esteban Pittaro
La última canción de Jairo a su esposa, fallecida tras 50 años de...
4
FERMIN SOSA
Jesús V. Picón
Mexicano al otro lado del mundo, ciclista y dice que sin miedo al...
5
knoNap
Giovanna Binci
KnoNap: Tras una dura experiencia, Danya crea un pañuelo anti-vio...
6
KEVIN CORDON
Pablo Cesio
Kevin Cordón, el deportista que entrenó en el salón de una iglesi...
7
VIRGIN
Ary Waldir Ramos Díaz
¿Por qué el Papa es tan devoto de la Virgen del Silencio?
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.