Recibe Aleteia gratis directamente por email
Cada día, noticias que dan esperanza: ¡recibe Aleteia por email!
¡Inscribete!

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

El talento de un fraile dominico le dio música al himno peruano

Comparte

Perú celebra la independencia, marcada por la asunción del nuevo presidente

A los 12 años la música inquietaba el mundo de un fraile donado. Siendo un mozuelo decidió hacer música y aprender de ella. En Lima de 1810 “los peruleros se ufanaban de contar con el gran tenor y organista religioso Pascual Nieves”. Así lo precisa Ricardo Palma, en sus Tradiciones Peruanas.

Bernardo Alcedo Retuerto, el primer pasante de la Academia de Música, instalada en el convento de la Basílica del Rosario de la Orden de Predicadores, compuso la música que años más tarde daría vida a las sagradas notas del himno nacional del Perú.

Vivía enamorado de la música. Nació en Lima en 1798. Entusiasta apasionado de Haydn y de Mozart, consiguió su reputación como músico con su primer tema “Misa en Re Mayor” que compuso a los 18 años.

Música convertida en Himno Nacional

Considerado uno de los himnos más hermosos del mundo, con tonalidades épicas y hermosas letras poéticas que expresan la lucha por la independencia, la música del himno nacional del Perú, compuesta por fray Bernardo Alcedo, resultó ganadora en el concurso convocado por Don José de San Martín en 1821, año de la independencia del Perú.

Hijo de una mulata liberta, Bernardo asumió la enseñanza de los niños coristas del convento de Santo Domingo.

Vestía el hábito de hermano dominico, pero su condición de mulato le cerraba las puertas para aspirar al sacerdocio. Su talento sirvió para componer las sagradas notas del himno del Perú.

Su obra “Marcha Nacional”, compuesta a los 33 años, fue presentada durante el certamen musical ¡He aquí el Himno Nacional del Perú!, expresó el gobernante San Martín al escuchar el último tema musical de los 5 que fueron seleccionados.

Este jueves, en el día en que Perú celebró su independencia, el himno sonó fuerte y acompañó la asunción del nuevo presidente Pedro Pablo Kuczynski, ceremonia que tuvo la presencia de varios mandatarios de la región, además del Rey Juan Carlos I.

Música, emblema nacional

“El humilde maestro Alcedo Retuerto fue ovacionado aquella noche…”, hecho indescriptible para la pluma de Palma, cuenta en sus Tradiciones.

Convertida ya en las sagradas notas del himno nacional, por un decreto supremo promulgado al día siguiente por el General don José de San Martín, fue estrenada la noche del 4 de setiembre de 1821, durante los festejos de la capitulación de las fortalezas del Callao, según narra Ricardo Palma.

En medio de interminables aplausos Rosa Merino, primera soprano del Perú, fue la encargada de darle la voz a la letra de José de la Torre Ugarte, abogado y poeta iquiteño, amigo de uno de los mejores compositores peruanos del siglo XIX, el maestro Alcedo.

Luego de haber ofrecido su talento al Perú, durante 18 años se dedicó a ser maestro en la capilla de la Catedral de Chile, los monjes de ese país solicitaron al gobierno la enseñanza de música especializada.

Congreso reconoce labor de Dominicos

El 22 de mayo la Orden de Predicadores en el Perú, a la que perteneció este hermano colaborador, recibió una condecoración y un diploma de la Presidencia del Congreso de la República al conmemorarse los 800 años de su fundación.

El ahora expresidente del Congreso, Luis Ibérico Núñez entregó la distinción a Fray Christian Huatay, consejero Provincial de la Provincia San Juan Bautista del Perú, luego de destacar la enorme contribución de la orden, a la consolidación de nuestra nacionalidad.

El acto protocolar se realizó en el Hemiciclo Raúl Porras Barnechea del Congreso de la República, lugar donde funcionaba la Universidad Nacional Mayor de San Marcos del Perú, construcción promovida también por los miembros de esta congregación.

Fotos: Esther Núñez Balbín

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Los lectores como usted contribuyen a la misión de Aleteia

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.