Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Transformando madera ilegal en viviendas

© corantioquia.gov.co
Comparte

A la madera incautada en Colombia se le está dando un uso sin precedentes

Antoquia es un departamento de Colombia ubicado al noreste del país. En los últimos tiempos ha cobrado protagonismo debido al aumento de madera ilegal incautada en esa región del país, aunque el tema desde hace años está instalado.

Sin embargo, el uso que se le está haciendo a esta madera ilegal decomisada por la Comisión Autónoma Regional del Centro de Antioquia (Corantioquia) con el apoyo de la Policía Ambiental tampoco tiene precedentes. 

De los más de tres millones de metros cúbicos de este material incautado desde 2012 proveniente de bosques nativos, más de la mitad fue entregada a 27 municipios de Antoquia destinado a obras sociales como el mejoramiento y reconstrucción de viviendas.

También su utilizó para el mejoramiento de centros de salud, casas de gobierno, casas de cultura, asilos. Además, con esa madera ilegal se cercaron quebradas y se cerraron predios públicos.

“La Corporación realiza un aporte ambiental y social, beneficiando directamente a las comunidades y llevamos un mensaje claro de que no está permitida la extracción ilegal de madera y los impactos negativos que estas actividades generan el medio ambiente”, expresa Corantioquia en su sitio web.

A*-CC

Aumenta control de tráfico

Corantioquía desarrolla acciones para evitar la extracción y transporte ilegal de madera con el fin de conservar los bosques naturales en varios municipios que están bajo su jurisdicción.

En ese sentido, cada año el trabajo conjunto con la Policía Ambiental ha permitido el aumento significativo del material incautado.

Según informa la propia organización, las personas detenidas por estas acciones no portan documentos que acreditan la procedencia de la madera, movilizan especies diferentes a las autorizadas y las transportan a través de rutas alternativas.  

Por otro lado, se anunció que entre la madera decomisada hay especies que están en peligro de extinción con restricciones para su uso y aprovechamiento para que no desaparezcan. Se trata del abarco, laurel, chabul, cedro y sapán, además de otras amenazadas como el roble.

Estrategias de prevención

La conservación del bosque nativo y mitigar los efectos de la deforestación están entre los principales objetivos de estas acciones llevadas a cabo por las autoridades ambientales de Colombia.

Para ello, Corantioquia cuenta con la ayuda de la policía, la infantería en la puesta a punto de las estrategias de control y seguimiento, que implica la visita constante a depósitos de madera para verificar procedencias, entre otras cosas.

Por último, la Corporación ha instado a la conservación del patrimonio natural y pide a la población la denuncia de casos de tala y extracción ilegal de madera.

De esta manera, las autoridades ambientales están expresando un fuerte compromiso con los bosques nativos, pero al mismo tiempo aprovechan lo decomisado para que no deje de ser útil y con ello colaborar con las obras sociales.

Es un esfuerzo sin precedentes, según indican, pero al mismo tiempo no en vano y de claro cuidado no solo del medioambiente, sino también de las personas.  

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.