Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
viernes 17 septiembre |
Santa Hildegarda de Bingen
home iconDesde Roma
line break icon

Los lefebvrianos no quieren el acuerdo

Vatican Insider - publicado el 29/06/16

«Antes que nada, la Fraternidad no está buscando un reconocimiento canónico». El comunicado que mons. Bernard Fellay, superior de los lefebvrianos, publicó el 29 de junio de 2016 parece archivar por el momento cualquier hipótesis de acuerdo y de una vuelta a la plena comunión con el Papa. Del 25 al 28 de junio, Fellay y sus asistentes, los abades Pfluger y Nely, tuvieron una serie de coloquios con otros dos obispos lefebvrianos, Tissier de Mallerais y Galarreta, así como con todos los superiores mayores de la Fraternidad. El encuentro se llevó a cabo en Anzére, en los Alpes suizos. Al final de las sesiones de trabajo, el superior pronunció una declaración.

«El objetivo de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X —se lee en el comunicado— es sobre todo la formación de los sacerdotes, una condición esencial de la renovación de la Iglesia y de la restauración de la sociedad». Después siguen cuatro puntos. En el primero de ellos se afirma que «en la gran y dolorosa confusión actual en la Iglesia, la proclamación de la doctrina católica exige la indicación de errores que han penetrado en su interior, desgraciadamente animados por muchos pastores, hasta el Papa mismo».

En el segundo punto, la Fraternidad «en el estado actual de grave necesidad que le confiere el derecho y el deber de distribuir la ayuda espiritual a las almas que recurren a ella, sin buscar antes que nada un reconocimiento canónico, al que tiene derecho en cuanto obra católica». La Fraternidad «tiene un solo deseo: llevar fielmente la luz de la tradición de 2000 años de antigüedad que demuestra la única vía recordable en este momento de oscuridad en el que el culto del hombre sustituye el culto de Dios en la sociedad y en la Iglesia».

En el tercer punto, Fellay afirma que «la restauración de todas las cosas en Cristo», querida por San Pío X, «no puede alcanzarse sin el apoyo de un Papa que favorezca concretamente la vuelta a la santa Tradición. Hasta aquel día bendito, la Fraternidad San Pío X pretende duplicar sus esfuerzos para establecer y difundir con los medios otorgados por la Divina Providencia, el reino social de Nuestro Señor Jesucristo».

Para concluir, el superior lefebvriano anuncia que la Fraternidad «reza y hace penitencia para que el Papa tenga la fuerza de proclamar integralmente la fe y la moral. Así se acelerará el triunfo del Corazón Inmaculado de María que nosotros pedimos, mientras nos acercamos al centenario de las apariciones de Fátima».

Vale la pena recordar todos los pasos que ha dado la Santa Sede en este caso sobre la posible vuelta de los lefevbrianos a la plena comunión, un camino que comenzó el año 2000 con Juan Pablo II. Benedicto XVI también tomó decisiones importantes al respecto, concediendo esas que para la Fraternidad San Pío X eran condiciones previas: la liberalización de la misa antigua y la cancelación de las excomuniones a los obispos consagrados ilegítimamente por monseñor Lefebvre en 1988.

El papa Ratzinger primero liberalizó el misal antiguo (con el «motu proprio» Summorum Pontificum de 2007), después canceló las excomuniones (en 2009) a los cuatro obispos lefevbrianos. Como se recordará, la decisión desencadenó una fuerte polémica debido a las declaraciones negacionistas sobre las cámaras de gas de uno de ellos, Richard Williamson, quien después se habría alejado de la Fraternidad San Pío X, porque la consideraba demasiado condescendiente con Roma.

Después de meses de diálogos teológicos, se predispuso un preámbulo doctrinal que los lefevbrianos habrían debido firmar. Mientras tanto cambió primero el Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, después el Papa. Y el mismo preámbulo parecía haberse vuelto menos importante. En los últimos meses se ha hablado simplemente de un reconocimiento canónico para la Fraternidad, que habrá adquirido el estatuto de «prelatura personal», directamente bajo la Santa Sede. Las palabras de Fellay en el comunicado de este 29 de junio dan a entender que tampoco les atrae esta posibilidad.

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Gelsomino del Guercio
Los asombrosos diálogos entre el diablo y un exorcista del Vatica...
2
SINDONE 3D
Lucandrea Massaro
El Hombre de la Sindone, reconstruido en 3D: ¡Son verdad los Evan...
3
EUCHARIST
Philip Kosloski
Esta hostia eucarística fue filmada sangrando y latiendo como un ...
4
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa al clero: «Por favor ¡no más homilías largas de 40 minuto...
5
Maria Paola Daud
Quiso usar una Hostia para hacer brujería y… comenzó a sangrar
6
BEATRIZ
Pablo Cesio
¿Dónde está Beatriz? El extraño caso de la mujer que desapareció ...
7
IMAGINE
Angeles Conde Mir
El Vaticano hace las paces con “Imagine” de John Lennon
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.