Aleteia

España se muere: Más muertes que nacimientos

© B_Me
Comparte

Por primera vez se da un crecimiento vegetativo negativo

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ofreció los datos anuales correspondientes a 2015 y el resultado no es nada alentador. Por primera vez desde que existen datos históricos anuales (1941) se producen en España más defunciones que nacimientos.

Según los datos del INE, en España nacieron 419.109 niños, (un 2% menos que en 2014) y fallecieron 422.276 personas (un 6,7% más que en el año anterior). El resultado es negativo, con 2.753 personas menos.

No se trata de un dato puntual, sino más bien una tendencia que lleva observándose muchos años: desde el año 2008 (comienzo de la crisis) el número de nacimientos se ha reducido en un 20%.

Además la estadística del INE también ofrece algunos datos que corroboran esta tendencia.

Por ejemplo, la edad media de acceso a la maternidad se está elevando y ya llega a los 31,9 años y los datos de número de niños por mujer siguen bajando (1,33).

Invierno demográfico

España confirma con estos datos la llegada del invierno demográfico, una enfermedad social en Occidente que lleva años siendo estudiada.


Leer también La figura del invierno demográfico ya se ve en el horizonte del mundo occidental


Las consecuencias de estos datos

El mayor problema de España es su índice de natalidad. Así lo expresan muchísimos sociólogos. Las consecuencias negativas de este decrecimiento son incalculables y tienen que ver con cuestiones sociales y económicas.

¿Sabes lo que pasará si no se invierte el ritmo de pérdida de población actual?

Soluciones a esta crisis

La decisión de tener hijos es una cuestión privada de las parejas, pero que tiene un gran implicación pública.

La Fundación La Caixa muestra en un estudio cómo se trata de una urgente cuestión de interés público y ofrece algunas soluciones que podrían ayudar a revertir esta situación.

La fecundidad, urgente cuestión de interés público

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.