Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
sábado 05 diciembre |
San Sabas de Capadocia
home iconEstilo de vida
line break icon

Ser una persona religiosa te hace ser más feliz, más cercano a la familia y a la comunidad

Jaime Septién - publicado el 16/04/16

Una encuesta del Pew Research Center muestra curiosos resultados

Los estadounidenses miden todo. Y una nueva encuesta del Pew Research Center (PRC) ha encontrado que los habitantes de ese país que son “altamente religiosos” son más felices y se involucran más con la familia que aquellos que son menos religiosos o poco religiosos.

En contraste los “altamente religiosos” hacen menos ejercicio, reciclan menos y son menos conscientes de sus derechos como consumidores que aquellos que no le entran demasiado a la oración ni a la práctica de algún credo.

La encuesta también demostró que los “altamente religiosos” están más enganchados con la familia extensa, se prestan más a trabajos voluntarios, ven la vida con un alto sentido del optimismo, se meten más en temas comunitarios y, por ende, donan más tiempo, dinero y recursos a los pobres.

Una diferencia esencial

¿Quién es, para el PRC, una persona “altamente religiosa”? Una persona que reza todos los días de la semana y que atiende al servicio religioso de los domingos, por lo menos.

Pues bien, la encuesta mostró, por ejemplo, que cinco de cada diez adultos “altamente religiosos” visitan a su familia extendida una o dos veces al mes (en Estados Unidos la mayor parte de las familias viven en lugares diferentes los padres que los hijos y, a menudo, que los abuelos), mientras que los menos religiosos solamente tres de cada diez visitan una vez o dos al mes a su familia extendida.

Cerca de dos tercios (65 por ciento) de los adultos muy religiosos han donado dinero, tiempo y bienes para ayudar a los pobres la semana anterior, comparado con los menos religiosos (41 por ciento) que lo han hecho.

Y, quizá, lo más importante: 40 por ciento de las personas que son muy religiosas se describen a sí mismas como “muy felices” en comparación con 29 por ciento de los menos religiosos o poco religiosos que así se definen.

También hay distancias 

Pero no todas son ventajas: en lo que se refiere a la alimentación (o la dieta), el ejercicio, la conciencia ecológica, el reciclaje y otros factores importantes para el cuidado de la casa común, los muy religiosos no se destacan de los poco religiosos.

Es más, en algunos rubros como el ejercicio, la dieta, la conciencia de consumo, la gente menos religiosa es un poco mejor que la gente muy religiosa.

Unas cosas por otras. Pero si se toma la felicidad como punto de referencia, la religión, al menos en Estados Unidos, sí hace la diferencia.

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
FATHER JOHN FIELDS
John Burger
Muere el sacerdote voluntario para el ensayo ...
HUG
Dolors Massot
El médico que abrazó al enfermo de coronaviru...
MARIA DEL MAR
Rodrigo Houdin
Fue abandonada en un basural, pero buscó a su...
PADRE CEPEDA
Cecilia Zinicola
El beso de Jesús, la historia de un párroco b...
HOMELESS
Javier González García
La historia de Marina: De vivir en la calle a...
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.