Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
viernes 04 diciembre |
San Juan Damasceno
home iconDesde Roma
line break icon

Entregarán bastón de mando y corona zoque al Papa Francisco en su recepción en Chiapas

NOTIMEX

Gilberto Hernández García - publicado el 11/02/16

El bastón de mando es signo de la autoridad máxima de la cultura toque, la corona es signo de fiesta

La noche anterior a la llegada del Papa Francisco a Chiapas, el señor Rosemberg Juárez Robles, su esposa, Antonia Vázquez Sánchez y el resto de su familia estarán muy ocupados: ellos son los encargados de entregar el bastón de mando de la cultura zoque y una corona de flores al Papa Francisco, en una breve ceremonia de bienvenida, que tendrá lugar en el aeropuerto internacional de Tuxtla Gutiérrez, este 15 de febrero.

El matrimonio Juárez Vázquez tiene cerca de 65 años de casados y han sido elegidos para entregar esos dos signos al Papa Francisco. «Sentimos que no somos dignos, merecedores de tanta gracia de Dios. Aunque luchamos arduamente para superarnos en nuestra condición religiosa, nos sentimos un poco sorprendidos por este gran acontecimiento», dice el señor Juárez Robles.

Don Rosemberg señala que en el breve momento que tendrá la oportunidad de saludar al Papa le pedirá que ore mucho «por la unión de las familias, específicamente en la región de los Altos de Chiapas, para que haya una decisión de parte de las autoridades para que todas las familias gocemos de la paz, esa que nos viene a brindar el Papa».

Reconocimiento al liderazgo espiritual de Francisco

El bastón de mando es signo de la autoridad máxima de la cultura zoque: «se lo daremos al Papa como un signo de que también él, en su recorrido que hace por el mundo, pueda interesarse un poco más por las culturas originarias. La cultura es lo más hermoso y más digno para poder salir a flote, para poder decirle al mundo: ‘aquí estamos, no se olviden de nosotros’”.

«En la cultura este signo se le da al jefe. Le vamos a hacer saber al Papa que en todas las culturas, no sólo en ésta, tiene que haber un jefe, y como tal, como líder mundial de los católico, él será el jefe para toda la vida».

La corona es para los indígenas zoques un signo festivo y de reconocimiento. Se corona a las personas en ocasiones especiales, como en los aniversarios, para demostrarle el aprecio y amor que se le tiene. «Jesús fue coronado con espinas; al Papa será coronado con flores blancas y amarillas», dice la señora Antonia Vázquez, quien tendrá el privilegio de colocar este signo de distinción en las sienes del Santo Padre.

«La noche anterior de que se entregue tenemos que hacer el bastón y la corona. Un equipo de nuestra cultura nos vamos a encargar de buscar lo necesario, estaremos identificando lo más apropiado para esto», comenta don Rosemberg.

Fe inculturada

El bastón, normalmente es una rama de árbol del que salen otras tres ramas más pequeñas; por lo general va forrado de flores y hojas, y en cada rama lleva un signo de una flor: en esta ocasión serán flores blancas y amarillas. Tradicionalmente suele ser “flor de mayo”, nativa de esta región de Tuxtla.

El bastón mide por lo general unos 50 centímetros de alto y unos 30 centímetros en las ramas que salen como una especie de travesaño. El que lo elabora tiene que ir a buscar la rama al campo y buscar la forma en que se van a tejer las flores. Pero no es un trabajo fácil, ya que implica unas 4 o 5 horas para su elaboración; pero invierten otras tantas horas en la búsqueda del material, en los campos aledaños a la capital chiapaneca.

Para hacer el bastón de mando se hace una oración al principio y al final, «mientras se está elaborando se tiene un momento de alegría, cantamos y a veces tenemos que llorar», dice el señor Juárez. «Es una forma de agradecer a Dios la amabilidad que tuvo con nosotros, al ser elegidos para hacer la corona y el bastón del Santo Padre. Normalmente es pura flor de campo, porque nosotros somos campesinos, y se la daremos de parte de la cultura zoque, no sólo de nuestra parte».

Don Rosemberg, de oficio albañil, colabora junto con su esposa en la parroquia de la Santísima Trinidad de Tuxtla Gutiérrez. Actualmente es parte del equipo de ministros extraordinarios de la eucaristía, y se encarga de llevar la comunión a los enfermos. Su esposa, doña Antonia, trabaja en la pastoral social y es guardiana del Sagrado Corazón de Jesús; junto con su grupo visitan enfermos y se encargan de repartir despensas a los necesitados.

Tags:
mexicopapa francisco
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
FATHER JOHN FIELDS
John Burger
Muere el sacerdote voluntario para el ensayo ...
HUG
Dolors Massot
El médico que abrazó al enfermo de coronaviru...
MARIA DEL MAR
Rodrigo Houdin
Fue abandonada en un basural, pero buscó a su...
HOMELESS
Javier González García
La historia de Marina: De vivir en la calle a...
PADRE CEPEDA
Cecilia Zinicola
El beso de Jesús, la historia de un párroco b...
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.