¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Miles del Mañana: Disney, ciencia y familia

Disney Junior
Comparte

La factoría confirmó en una de sus más recientes series animadas que, para su mundo, la tecnología estará siempre subordinada a la familia y a su servicio

Hay en Walt Disney World, en Orlando, atracciones que son directa herencia del fundador del mundo Disney, Walt. Una de ellas, creada para la Feria Mundial de 1964, es el Carrusel del Progreso. Se trata de un tributo a la evolución de la tecnología durante el siglo XX y su impacto en el estilo de vida de la familia americana. La tecnología avanza en el Carrusel del Progreso, pero los valores familiares troncales dan la continuidad entre los años. Es la tecnología al servicio de la familia humana la que motiva el avance de la atracción acompañada con la pegadiza e ilusionante There is a great big beautifil tomorrow (Hay un fantástico, grande, y bello mañana).

La factoría Disney confirmó en una de sus más recientes series animadas que para su mundo la tecnología estará siempre subordinada a la familia y a su servicio. Miles del Mañana, Miles from Tomorrowland, narra la vida de la familia Callisto en una nave que recorre el espacio exterior cumpliendo distintas misiones. Es Phoebe, la madre, la comandante de la nave. Leo, el padre, es el piloto. Loretta, la intelectual hermana. Y Miles el curioso y servicial niño protagonista de todas las aventuras, junto con su mascota, una avestruz robot de nombre Merc.

La familia Calisto es una familia que trabaja en equipo. Mamá es una suerte de Ama de Nave atenta al cuidado de la familia y del hogar, mientras que papá es el experto técnico que parece capaz de resolver todos los problemas. Hay tensiones entre Loretta y Miles, como lo hay entre todos los hermanos, pero tensiones que los padres miran con ternura y resuelven con el ejemplo.

Como es habitual en Disney, no hay exploraciones artísticas que afeen los personajes y paisajes. No hay experimentos grotescos. Las imágenes asombran por su nitidez, y aún los alienígenas menos antropomorfos poseen rasgos humanos divertidos.

El encuentro con las otras culturas es siempre un desafío para la familia Callisto, que resuelven los problemas de comunicación y comprensión suscitados desde la comprensión, desde la búsqueda de los posibles encuentros. Son la música, la conciencia ecológica, el deporte, los desarrollos comunes a todas las civilizaciones en el mundo Miles, y los que permiten el diálogo entre los distintos.

El trasfondo científico de Miles del mañana está garantizado por el equipo asesor de los guionistas, integrado por Randii Wessen, uno de los máximos especialistas en exploración espacial y de gran trayectoria en la NASA. El proyecto ilusionó a Wessen, según explica en un video elaborado por Disney, ya que incluso puede sugerir cosas que hoy no hemos descubierto cómo hacerlas, y aplicaciones tecnológicas que tienen fundamento en lo que hoy tenemos. Yvonne Cagel, también de la NASA, enfatiza desde su labor la dimensión educativa de la exploración espacial, la importancia del compañerismo, y también sueña con que la imaginación puesta en Miles pueda ser la innovación de mañana.

Pero no fue el deseo de formar nuevos científicos el que dio nacimiento a Miles. No se trata de un proyecto de la NASA para convocar a nuevos exploradores espaciales reeditando los Supersónico. Miles del Mañana se le ocurrió al creador y productor Sascha Paladino cuando se enteró que iba a ser padre por primera vez, de mellizos, e imaginó cómo sería viajar en una aventura con sus hijos.

Es la familia unida el corazón de la última serie animada de Disney. El progreso científico acompaña a la familia, está a su servicio, porque a pesar de los siglos y los avances sigue siendo ella el seno en el que nace y crece la persona humana.

Miles del Mañana podría ser la última escena del Carrusel del Progreso soñado por Disney hace más de 50 años. Es el mismo espíritu que invita a ilusionarnos con un progreso científico al servicio de la familia humana, y desde ese punto de vista, a cantar con la pegadiza canción que el mañana está a un sueño de distancia (Tomorrow is just a dream away).

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.
Para que nuestra luz siga brillando en la oscuridad

Desde nuestros inicios en 2012, los lectores de Aleteia han crecido rápidamente en todo el mundo. Nuestro equipo está comprometido con la misión de proporcionar artículos que enriquezcan, inspiren y nutran la vida católica. Por eso queremos que nuestros artículos sean de libre acceso para todos, pero necesitamos su ayuda para hacerlo. El periodismo de calidad tiene un costo (más de lo que la venta de publicidad en Aleteia puede cubrir). Por eso, los lectores como USTED son fundamentales, aunque donen incluso tan poco como 3$ al mes.