Aleteia

La llegada a la Iglesia católica de un pastor protestante

Comparte

Marcus Grodi comparte su conversión y su viaje a “casa”

Marcus Grodi es un ex protestante que cuando fue recibido en la Iglesia católica encontró su casa espiritual y finalmente “dejó de vagar”. Grodi creció en un hogar cristiano, estudió para ingeniero químico y finalmente, tras una profunda experiencia de conversión de adulto, se preparó para pastor presbiteriano.

Sin embargo, su experiencia dando la bienvenida a nuevos miembros de otras denominaciones protestantes a su iglesia comenzó a molestar sus certezas como presbiteriano. El pastor protestante Grodi explicó sus creencias presbiterianas de la Biblia, pero los otros cristianos protestantes respondían citando versículos de las Escrituras que defendían sus distintas convicciones. Marcus comenzó a darse cuenta que su interpretación de la Biblia quedaba filtrada por sus conjeturas y tradiciones presbiterianas. Lo mismo pasaba con otros protestantes. La conversación con su amigo Scott Hahn le ayudó a descubrir algunos pasajes de la Biblia que no había visto antes.

Scott preguntó, “¿Cuál es el pilar y el baluarte de la verdad?”.

Como buen protestante, Grodi respondió, “La Biblia, claramente”.

Hahn contestó, “Pero ¿qué es lo que enseña la misma Biblia sobre eso?

Miremos 1Ti 3, 14-15”.

Juntos leyeron las palabras de san Pablo, “Te escribo estas cosas con la esperanza de ir pronto donde ti; pero si tardo, para que sepas cómo hay que portarse en la casa de Dios, que es la Iglesia de Dios vivo, columna y fundamento de la verdad”.

Grodi explica, “Simplemente nunca había visto esos versículos. No se qué decir. Si la Iglesia era el pilar y el baluarte de la verdad dónde puedo encontrar esa iglesia? Claramente, las miles de iglesias protestantes con sus doctrinas contradictorias y disciplinas no podían ser esa iglesia”.

Otro pasaje clave fue 2Ts 2,15 en que san Pablo escribe, “Así pues, hermanos, manteneos firmes y conservad las tradiciones que habéis aprendido de nosotros, de viva voz o por carta”.

Si la Sagrada Escritura fuera el único fundamento para la doctrina y disciplina cristianas, como afirma la doctrina protestante sola Scriptura (sólo la Escritura), entonces ¿por qué san Pablo dijo a los cristianos de Tesalónica: “manteneos firmes y conservad las tradiciones que habéis aprendido de nosotros, de viva voz o por carta”?

Grodi veía por primera vez que la tradición apostólica no sólo era a través de cartas, sino también a través de la tradición oral. La Iglesia católica fue el único cuerpo cristiano que afirmó tanto la autoridad de la Escritura como la dinámica y permanente voz de autoridad en la Iglesia”.

Con el tiempo Grodi renunció a su cargo como pastor superior de la amplia congregación presbiteriana y fue recibido con su familia en la Iglesia católica. En 1993 fundó un apostolado para ayudar a otros pastores protestantes que se encontraban en el mismo viaje “a casa”. Al mismo tiempo fue invitado a ser anfitrión de un nuevo programa para el canal Eternal Word Television, llamado The Journey Home. Cada semana, Grodi entrevista a personas convertidas al catolicismo, y lo largo de los años, el programa Journey Home se ha vuelto uno de los programas más populares de EWTN.

Grodi es más que una personalidad de televisión. Ha escrito o editado siete libros y ha contribuido en muchos otros. Además del programa semanal, el apostolado de Grodi patrocina conferencias, presenta programas de radio, publica newsletters y trabaja discreta y confidencialmente con clérigos convertidos que preguntan sobre la fe católica.

Él y su equipo en The Coming Home Network están en continuo contacto con un creciente número de clérigos protestantes. Mientras se aprueba su trabajo en la iglesia, financian su trabajo a través de donaciones, no reciben apoyo económico formal de las diócesis. A lo largo de los años han asistido a cerca de 1,000 en plena comunión de más de 100 diferentes denominaciones. Mantienen una red internacional de 1,500 mentores que ya hicieron su propio viaje y ponen a los que aún tienen preguntas en contacto con algún amigo local que pueda responder a sus dudas, orar por ellos y apoyarlos a ellos y a sus familias en su búsqueda.

Las dificultades que los clérigos en potencia enfrentan son sobrecogedoras. Un pastor protestante que oye el llamado a volverse católico no sólo enfrenta la pérdida de su enriquecedor trabajo, vocación y sustento, sino también a un fuerte trastorno y enormes incertidumbres.

Usualmente el hombre tiene esposa e hijos que lo apoyan, y no se ha preparado para otra cosa. Los puestos de trabajo asalariados en la Iglesia católica son difíciles de conseguir y sin experiencia laboral fuera de la iglesia, se enfrenta al desempleo y a la necesidad de prepararse, así como a un posible rechazo a la mitad de la vida. Muy a menudo la esposa del hombre no estará en el mismo lugar de aceptación espiritual. Surgen los problemas en el matrimonio y las tensiones dentro de su red familiar y de amigos pueden ocasionar la ruptura de las relaciones, enemistad y rechazo.

A menudo pensamos en el ecumenismo como un conjunto de charlas amistosas con cristianos y denominaciones no católicas. The Coming Home Network enfoca la cuestión de la unidad en la iglesia a través de la apologética práctica, consejos directos y asistencia práctica. Se dan cuenta que la unidad entre cristianos es una realidad cuando, uno por uno, los pastores protestantes aceptan las afirmaciones de la única, santa, católica y apostólica iglesia y dan el primer paso en este largo viaje a casa.

Para saber más sobre el trabajo de Marcus Grodi y The Coming Home Network, visita su página.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.