Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
domingo 19 septiembre |
San José de Cupertino
home iconActualidad
line break icon

Iban a recibir la Primera Comunión y encontraron a Jesús antes

Jaime Septién - publicado el 07/10/15

11 niños, entre las 161 víctimas mortales del alud de Guatemala

Las secuelas de la catástrofe del pasado 1º de octubre en El Cambray II, distrito de Santa Catarina Pinula, en las inmediaciones de la capital de Guatemala, siguen conmoviendo al país centroamericano y al resto de la región, que se ha volcado en ayuda a los damnificados por el alud que ha dejado hasta ayer martes 161 víctimas mortales y más de 600 desaparecidos, temiéndose que muchos de ellos estén enterrados bajo toneladas de lodo y piedras.

El director de incidentes de la estatal Coordinadora para la Reducción de Desastres (Conred), Sergio Cabañas, dijo que cuadrillas de socorristas, incluido un grupo de mexicanos que apoyan con perros entrenados, reiniciaron la tarea de rescate 6 a. m., hora local, para tratar de encontrar algún sobreviviente o recuperar cuerpos sin vida.

Sin embargo, Cabañas reconoció que será difícil encontrar sobrevivientes debido al tiempo transcurrido desde la tragedia, la noche del jueves pasado, cuando el deslave de tierra arrasó con unas 125 viviendas en la aldea Cambray II en el municipio de Santa Catarina Pinula, 15 kilómetros al este de la capital.

Once encontraron antes a Jesús

Y una historia que conmueve aún más el corazón de los católicos en este país es que once menores de edad que iban a tomar su primera comunión en la iglesia de Santa Catarina Pinula el 4 de octubre, finalmente no pudieron hacerlo: son parte del recuento de las víctimas de la tragedia.

El domingo pasado, 22 niños tomaron su primera comunión mientras que, en el mismo templo se velaron dos cuerpos de los pequeños, apenas recuperados y revestidos –en su ataúd—con el traje de fiesta con el que iban a recibir la Sagrada Comunión por vez primera en su vida.

«Usualmente se hace un almuerzo en la casa, con música, y se celebra, pero hoy no haremos nada por respeto a los 11 niños que no pudieron venir a su primera comunión», comentó Raúl Salazar, un padre que llevó a su hija de 7 años para que recibiera el sacramento.

Tags:
catastrofes naturaleseucaristiaguatemala

Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Gelsomino del Guercio
Los asombrosos diálogos entre el diablo y un exorcista del Vatica...
2
PAURA FOBIA
Cecilia Pigg
La oración corta que puede cambiar un día estresante
3
SINDONE 3D
Lucandrea Massaro
El Hombre de la Sindone, reconstruido en 3D: ¡Son verdad los Evan...
4
Maria Paola Daud
Quiso usar una Hostia para hacer brujería y… comenzó a sangrar
5
VACCINE
Jaime Septién
¿Covid-19: vacunarse o no vacunarse?
6
BEATRIZ
Pablo Cesio
¿Dónde está Beatriz? El extraño caso de la mujer que desapareció ...
7
EUCHARIST
Philip Kosloski
Esta hostia eucarística fue filmada sangrando y latiendo como un ...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.