¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete a nuestra newsletter

Aleteia

La resurrección de Magdala, la ciudad natal de María Magdalena

Magdala Project
Comparte este artículo para tener la oportunidad de ganar una peregrinación a Roma
Comparte
Has compartido
Total compartido

Galilea es ahora un lugar muy especial para visitar, sobre todo las mujeres

En un lugar llamado llamado Magdala, junto al lago de Galilea, algo sorprendente ha estado sucediendo en los últimos 9 años.

La historia empieza en 2004 cuando Juan M. Solana, director el Instituto Pontificio Notre Dame del Jerusalem Center, una residencia para peregrinos cristianos, tuvo la inspiración de crear un centro de retiro en la región de Galilea, donde Jesús transcurrió la mayor parte de su ministerio.

Se adquirieron cuatro parcelas de terreno de la costa noroeste del Mar de Galilea, junto a la pequeña ciudad israelí de Migdal y la aldea árabe destruida de Al-Majdal – llamadas las dos así por Magdala, que era la única ciudad del lado occidental del Mar de Galilea hasta que Herodes Antipas construyó Tiberias en el año 20.

El plan del padre Solana era desmontar algunas viejas cabinas de playa y construir un centro de retiro para 300 personas, con un restaurante y un centro de espiritualidad. Hacia 2009 todo estaba a punto para que empezara la construcción – excepto una excavación rutinaria en el sitio, que es obligatorio en la región. Nadie esperaba encontrar nada, pero a menos de dos pies de la superficie, los excavadores toparon con algo duro – un banco de piedra.

Pronto quedó claro que no era un banco de piedra, sino parte de una sinagoga del siglo I, una de las siete que se sabe que existían en la época del Segundo Templo, y la primera en ser encontrada en la región de Galilea.

Es también la primera sinagoga encontrada de los tiempos de Jesús, en la que sabemos por la Escritura que Él estuvo y enseñó. De hecho, monedas locales encontradas en una sala lateral de la sinagoga  están datadas en el año 29 – cuando Jesús estaba aún vivo.

Según Eamon Kelly, vice-encargado del Instituto Pontificio Notre Dame y miembro del Proyecto Magdala, la sinagoga tiene la decoración más bella de las siete, llena de bellos frescos y mosaicos. Estuvo activa hasta el año 67.

“Entre los judíos que la frecuentaban habría discípulos de Jesús, que aún no se habían separado de los judíos, y por esta razón la sinagoga es también una especie de ‘icono’ de lo que nos une”, dice el padre Kelly.

En la sinagoga, los arqueólogos descubrieron la “Piedra de Magdala”, considerada por muchos expertos como uno de los mayores descubrimientos de los últimos 50 años. Grabada en la Piedra está la Menorah más antigua encontrada hasta ahora, así como el único Carro de Fuego encontrado en la arqueología israelí.

Todos los símbolos de la Piedra están relacionados con el Segundo Templo. P. Kelly dice que hay muchas teorías sobre el significado de la Piedra, y que la especulación continuará por mucho tiempo.

No sólo los arqueólogos encontraron la sinagoga, sino que descubrieron una ciudad entera, la ciudad antigua de Magdala, que se cree la ciudad natal de María Magdalena.

Además, la excavación sacó a la luz tres baños de purificación, alimentados por un manantial (alta graduación de las seis posibles de la calidad del agua para la purificación ritual, según los expertos), mercados, áreas residenciales, miles de monedas del siglo I (incluyendo muchas “minas de la viuda”), mucha cerámica de la época, y una espada romana en su vaina.

Además se descubrió la infraestructura del procesamiento del pescado. Una parecida existe en España, pero no es tan compleja ni desarrollada, según p. Kelly.

“Flavio Josefo narra que el pescado procesado en Magdala se vendía en los mercados de Roma, y esto confirma sus palabras”, dice.

Otro descubrimiento significativo es el lugar del mercado del puerto del siglo I. Era allí donde los pescadores llevaban sus capturas para venderlas a la exportación.

Páginas: 1 2 3

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.

Selecciona cómo te gustaría compartir.

Comparte
* El reconocimiento de los artículos compartidos solo se efectuará cuando el receptor haga clic en la URL de referencia única.
Pulsa aquí para más información sobre el Sorteo de Peregrinación a Roma de Aleteia.

Para participar en el sorteo, debes aceptar las siguientes condiciones


Lee los términos y condiciones