Aleteia logoAleteia logoAleteia
lunes 29 noviembre |
San Saturnino de Tolosa
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Lectio Divina: Lunes XVIII semana del tiempo ordinario

© Unplash

Fundación Ramón Pané - publicado el 03/08/15

Una guía para rezar con la Escritura

Invocamos al Espíritu Santo

Espíritu Santo llena de alegría y paz mi corazón y da sabiduría a mi mente para poder entender la Palabra de Dios. Amén

Evangelio según San Mateo 14,13-21.

Al enterarse de eso, Jesús se alejó en una barca a un lugar desierto para estar a solas. Apenas lo supo la gente, dejó las ciudades y lo siguió a pie.
Cuando desembarcó, Jesús vio una gran muchedumbre y, compadeciéndose de ella, curó a los enfermos.
Al atardecer, los discípulos se acercaron y le dijeron: "Este es un lugar desierto y ya se hace tarde; despide a la multitud para que vaya a las ciudades a comprarse alimentos".
Pero Jesús les dijo: "No es necesario que se vayan, denles de comer ustedes mismos".
Ellos respondieron: "Aquí no tenemos más que cinco panes y dos pescados".
"Tráiganmelos aquí", les dijo.
Y después de ordenar a la multitud que se sentara sobre el pasto, tomó los cinco panes y los dos pescados, y levantando los ojos al cielo, pronunció la bendición, partió los panes, los dio a sus discípulos, y ellos los distribuyeron entre la multitud.
Todos comieron hasta saciarse y con los pedazos que sobraron se llenaron doce canastas.
Los que comieron fueron unos cinco mil hombres, sin contar las mujeres y los niños.

Palabra del Señor

1. Lectura, ¿Qué dice el texto?

Jesús se alejó en una barca a un lugar desierto para estar a solas.

"No es necesario que se vayan, denles de comer ustedes mismos".

2. Meditación, ¿Qué nos dice Dios en el texto?

Este texto en una muestra de la enorme misericordia y amor del Señor para con nosotros.
Muchas veces deseamos estar solos, pero ante las necesidades de los demás nuestro deseo, nuestro llamado cambia y lo hacemos con tanto gusto que no nos damos cuenta y actuamos. Ante aquellos que lo necesitan por cualquier circunstancia y a pesar de mi cansancio o intereses, ¿Soy misericordioso y busco ayudar, voy a ellos a satisfacer sus necesidades para que estén en mejores condiciones, así como nos lo enseña nuestro Señor?, es cierto que hay muchas situaciones muy difíciles donde es muy necesario orar, desde el corazón, con fe, con amor; ¿Sigo el ejemplo de fe que el Señor me ha enseñado, me ha dejado?

3. Oración, ¿Qué le decimos a Dios?

Señor, tu misericordia y amor son enormes, del tamaño que tu eres, nos amas tanto que ni el cansancio te impide acudir a nuestro llamado y ayudarnos en nuestras necesidades; queremos ser como tu, seguir ese camino de misericordia, de fe y amor, ir en busca de todo aquel que lo necesite y ayudar, pedir en oración porque tu acudirás a nosotros y como tu lo has dicho ahí estarás presente.

Amén

4. Contemplación, ¿Cómo interiorizamos la Palabra de Dios?

"No es necesario que se vayan, denles de comer ustedes mismos". (R)

5. Acción, ¿A que me comprometo con Dios?

Todos los días hay alguien que necesita de nuestra ayuda, seguramente hoy no será la excepción, pensemos que el Señor nos dice: Vayan, denles comer "atención" ustedes mismos, que se cumpla la voluntad del Señor.

Tags:
biblia
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.