Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
lunes 27 septiembre |
San Vicente de Paúl
home iconEspiritualidad
line break icon

Casarse por la Iglesia o no, ¿cuál es la diferencia?

Barbara Gallardo-cc

Jorge Luis Zarazúa - publicado el 09/06/15

¿Qué diferencia hay entre una pareja que es casada por la Iglesia y una que no lo es?

Desde hace muchos años, muchas personas en la misión me han preguntado "¿Qué diferencia hay entre una pareja que es casada por la Iglesia y una que no lo es? A veces nosotros, que no tenemos el sacramento, vivimos mejor que aquellos que están casados por la Iglesia". ¿Qué decir al respecto?

El vínculo conyugal

Esto manifiesta la unión matrimonial entre un hombre y una mujer que unen sus vidas en una misma naturaleza, pero bendecida por Dios. En el sacramento, los contrayentes unen su vida, entre un “tú” y “yo” en un “nosotros” es decir, una unidad de dos. He aquí donde se pone de manifiesto al decir “una sola carne” del que habla el Génesis. “De manera que ya no son dos sino una sola carne”.

También la unión legal de estas dos personas manifiesta el amor esponsal que tiene Cristo con su Iglesia. La alianza definitiva realizada por Cristo con la Iglesia, es signo también de la insolubilidad del matrimonio. Sólo puede desaparecer por la muerte física de uno de los dos, por el contrario no se puede disolver. Incluso se habla de una consagración, dedicarse, entregarse total de la persona tanto del hombre como de la mujer. En consentimiento y en sentido físico.

La relación entre los esposos, tiene su fundamento en Cristo, que está con su Iglesia. "El matrimonio como sacramento, es una alianza de personas en el amor. Y el amor puede ser profundizado y custodiado solamente por el amor, de aquel Amor que es" [1]. Incluso se habla del matrimonio como memorial del sacramento de la gracia y actualización, porque se obra en el presente, el uno hacia el otro y juntos en los hijos. También se considera como profecía, son ejemplo del futuro en la fe cristiana y de la Iglesia en las bodas del Cordero, descritas en el libro del Apocalipsis.

El sentido trascendente del amor conyugal

Aunque el amor se da entre un hombre y una mujer, son personas distintas sexualmente, pero complementarias. Su alianza los hace participar en el misterio del Amor de Dios mismo. Participan cualificadamente y específicamente, por eso en su declaración del consentimiento, Dios los bendice en el sacramento, desde ahí son asumidos por el amor divino y tienen pertenencia en las cosas sagradas, como por ejemplo los sacramentos, tienen derecho a la santidad que sólo Dios puede otorgar. Dios los fortalece tanto en la maternidad como en la paternidad[2].

Siguiendo en la misma dinámica de los efectos del sacramento, el Magisterio considera que el efecto que da el sacramento en la vida de los esposos es de carácter ontológico, es decir una re-creación y elevación sobrenatural en el sentido de su matrimonio. Aparte de la relación humana que se da, se eleva a la categoría de la relación de Cristo con su Iglesia.

El amor verdadero y conyugal, es aquello que toma en cuenta toda la integridad de la persona, desde el reclamo o inclinación del cuerpo, el instinto, la afectividad, el sentimiento, la aspiración del espíritu y de la voluntad, toda la capacidad humana se toma en cuenta, la donación de los dos. Si se busca sólo el deseo carnal, he ahí donde se pierde el sentido del verdadero amor conyugal. Por ser el matrimonio una verdadera vocación, por eso Jesús dijo claro.

"Él respondió: ¿No habéis leído que el Creador, desde el comienzo, los hizo varón y mujer y que dijo: por eso dejará el hombre a su padre y a su madre y se unirá a su mujer, y los dos se harán una sola carne? De manera que ya no son dos, sino una sola carne. Pues bien, lo que Dios unió no lo separe el hombre" (Mt 19,4-6).

Los mismos apóstoles sintieron duro este mensaje que pensaron «Si tal es la condición del hombre respecto de su mujer no trae cuenta casarse. Pero Él les dijo: “No todos entienden este lenguaje, sino aquellos a quienes se les ha concedido”» Mt 19,10-11.

  • 1
  • 2
Tags:
matrimonio
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Claudio de Castro
El purgatorio y la misteriosa alarma de las 3 a.m.
2
Aleteia Brasil
La pareja que festejó su matrimonio dando de cenar a 160 personas...
3
PADRE PIO
Philip Kosloski
Cuando Padre Pío rezaba por alguien, decía esta poderosa oración
4
lobo cordeiro fumaça
Gelsomino del Guercio
«El humo de Satanás entró en la Iglesia»: ¿qué quiso decir el Pap...
5
O Catequista
La polémica sobre el cuerpo incorrupto del Padre Pío
6
Jesús V. Picón
Sacerdote con COVID-19: No se puede vivir una enfermedad sin la E...
7
VIRGIN
Patricia Navas
Oración a la Virgen de la Merced para romper cadenas
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.