Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 21 enero |
San Sebastián
home iconEstilo de vida
line break icon

Educar, una misión maravillosa e ineludible

Editora Cleofás

Editora Cléofas - publicado el 27/04/15

Es la mayor y más importante inversión de la vida de la pareja, nada puede tener prioridad ante esto

Me gusta mucho un hecho de la vida de Miguel Ángel, eximio artista, escultor, constructor y pintor. Él ideó una Escuela de Bellas Artes para decorar la Basílica Vaticana completamente con mosaicos.

Un día fue con sus alumnos a las montañas de piedra de Italia para escoger las enormes piedras que serían esculpidas en el atelier. Aquellas piedras, como que mágicamente se transformaban en santos, ángeles, papas…en las manos del genio.

Él vio un bloque de piedra en la montaña y dijo a los alumnos: “ahí dentro hay un ángel, hay que sacarlo”. Llevaron la piedra para el taller y ahí, con su trabajo el ángel fue surgiendo de la piedra. Los discípulos quedaron maravillados con el “milagro” del genio, y le preguntaron cómo había logrado aquella proeza. Él respondió: “el ángel ya estaba ahí, yo sólo quité los excesos que sobraban”.

Educar es eso, es ir con paciencia y pericia, bondad y amor, fe y esperanza, eliminando los malos hábitos y descubriendo las virtudes, hasta que el “ángel” aparezca. Hay un ángel en cada hijo, pero es necesario sacarlo.

No basta generar a los hijos, es necesario educarlos, y bien. Esta es la mayor y más importante inversión de la vida de la pareja. Nada puede tener prioridad ante esto. Esta es la mejor herencia que los padres deben dejar a los hijos, y que nadie les puede robar ni destruir.

Educar es el arte más bello y más noble que se puede ejercer, porque es el arte de formar a la persona humana. Pulir esa “piedra preciosa” es la misión de los padres y educadores, para que mañana este diamante pueda brillar.

Desde que tengo 20 años opté por ser profesor, porque siempre quise ser educador, formador de personas, y nada me realiza tanto en la vida como esto.

Antes que nada es necesario reflexionar sobre “lo que es educar”. El futuro de cada hombre depende de la educación que recibe. El ser humano es el más indefenso de los seres. Sin los cuidados de la madre no sobrevive, tarda un año para caminar y dos para hablar, todo esto a causa de la grandeza y complejidad de sus facultades mentales y espirituales. Él no es un ser más, es el rey de la creación.

Los pensadores han reflexionado mucho sobre el significado de la educación a través de los tiempos. Coelho Neto decía que “educar es colaborar con Dios”, y que “es en la educación de los hijos donde se revelan las virtudes de los padres”.

También decía que la educación no puede realizarse a través del miedo, ya que “la educación por miedo deforma el alma”. De hecho, no se puede educar por miedo, sino por alegría y esperanza. Y, sin duda, en el comportamiento de los hijos se puede conocer a los padres.

El pensador inglés John Spalding, decía que “la educación por los otros pone los cimientos, la educación por sí misma termina el edificio”.

Es necesario preparar a los hijos para que entiendan que la propia persona es el principal responsable de su educación y que, quien cultiva sus cualidades siente la propia dignidad y valor de su vida.

Esto será más importante aún en aquellos casos en que la persona tiene problemas especiales de salud, discapacidad física, etc. A veces es necesario llegar al heroísmo para vencer.

Educar no es decidir por el hijo, sino prepararlo para decidir solo un día. Y esto empieza con cosas pequeñas, decisiones simples, elecciones comunes cada día.

Stelli afirmaba que “educar es formar hombres verdaderamente libres”. Esta es una gran definición, hablaremos sobre esto con calma más adelante. El mayor don que recibimos de Dios fue la libertad, por eso, es necesario enseñar a los hijos a usarla bien para que sean felices.

Para Rousseau, “educar es el arte de formar hombres”.

  • 1
  • 2
Tags:
artehijos
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
WOMAN PRAYING
Felipe Aquino
La increíble fuerza de la oración de una madre por un hijo
2
ALFONSO MAYORGA;
Macky Arenas
Una familia de hermanos, a punto de un record Guinness: suman 1.2...
3
BLESSED CHILD
Philip Kosloski
Pide la protección de Dios sobre tus hijos con esta oración de la...
4
Jesus Colina
Histórico: Descubierto un impactante Cristo de El Greco
5
Carmen Neira
Los últimos días de Robin Williams, el cómico cuya vida era una t...
6
TudoSobreMinhaMae.com
Cómo desarmar el berrinche de tu hijo con una pregunta
7
CHRISTIAN TOMBSTONE
Francisco Vêneto
Encuentran en Israel una losa de 1.400 años con una inscripción m...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.