Aleteia

Papa Francisco: La mujer tiene que ser más escuchada en la Iglesia

Comparte

«Eliminar la diferencia entre el hombre y la mujer no es la solución», afirmó hoy en la audiencia general

Debemos hacer mucho más por la mujer: A la mujer no sólo hay que escucharla más, sino que su voz debe tener un peso reale, una autoridad reconocida, en la sociedad y en la Iglesia. Lo dijo el Papa Francisco hoy en la catequesis de la audiencia general, dedicada a hablar sobre la relación entre el hombre y la mujer.

El Papa marcó como punto central la importancia de la diferencia y al mismo tiempo la complementariedad entre el hombre y la mujer. Pero para que esto suceda de verdad, la mujer debe ser más valorada de lo que es ahora, en la sociedad y en la Iglesia. 

Para el Papa, la "crisis de confianza colectiva en Dios, que nos hace tanto daño, nos hace enfermar de resignación a la incredulidad y a l cinismo", tiene relación con la crisis del matrimonio actual.

La diferencia sexual es buena

La diferencia sexual entre hombre y mujer "lleva en sí la imagen de Dios": "el hombre y la mujer, como pareja, son imagen de Dios", y por tanto, la diferencia entre ambos "no es contraposición, ni subordinación, sino comunión y generación, siempre a imagen y semejanza de Dios".

"La misma experiencia nos lo enseña", añadió el Papa: "para conocerse y crecer con armonía, el ser humano necesita la reciprocidad entre hombre y mujer. Cuando esto no sucede, se ven las consecuencias".

Hombre y mujer "estamos hechos para escucharnos y ayudarnos mutuamente". Ambos se enriquecen uno a otro "en el pensamiento y en la acción, en los afectos y en el trabajo, también en la fe".

La teoría de género, un fracaso
 
Es verdad, dice el Papa Francisco, que "la cultura moderna y contemporánea ha abierto nuevos espacios, nuevas libertades y profundizaciones para comprender esta diferencia", pero también "muchas dudas y mucho escepticismo".

"Me pregunto, por ejemplo, si la llamada teoría del gender no es también expresión de una frustración y una resignación, que busca borrar la diferencia sexual porque ya no sabe afrontarla. Corremos así el riesgo de dar un paso atrás. Eliminat la diferencia, de hecho, es el problema, no la solución. Para resolver sus problemas de relación, el hombre y la mujer deben en cambio hablarse más, escucharse más, quererse más. Deben tratarse con respeto y cooperar con amistad".

El vínculo matrimonial y familiar, concluyó el Papa, "es una cosa seria, y lo es para todos, no sólo para los creyentes. Quisiera exhortar a los intelectuales a que no deserten de este tema, como si fuera secundario para el compromiso a favor de una sociedad más libre y más justa".
 
Las mejores frases del Papa Francisco hoy en la audiencia general:

"El hombre y la mujer como pareja son imagen de Dios" 

"Estamos creados para escucharnos, ayudarnos los unos a los otros"

"Igualar al hombre y la mujer no es la solución"

"Para resolver los problemas entre un hombre y una mujer es necesario hablar más, conocerse más, ayudarse más, quererse más"

"Tenemos que hacer mucho más en favor de la mujer, si queremos trabajar más en la reciprocidad"

"La mujer tiene que tener más voz, debe ser más escuchada en el mundo y en la Iglesia"

"Todavía no hemos entendido en profundidad lo que puede aportar el genio femenino" 

"La comunión con Dios se refleja en la comunión de la pareja humana y la pérdida de confianza en el Padre genera conflicto"
 

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.