Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
sábado 08 mayo |
Nuestra Señora de Luján
home iconEstilo de vida
line break icon

¿A qué hora deben volver por la noche los hijos?

<a href="http://www.shutterstock.com/pic.mhtml?id=224624875&amp;src=id" target="_blank" />The time and the punctuality</a> © PathDoc / Shutterstock

&lt;a href=&quot;http://www.shutterstock.com/pic.mhtml?id=224624875&amp;src=id&quot; target=&quot;_blank&quot; /&gt;The time and the punctuality&lt;/a&gt; &copy; PathDoc / Shutterstock

Salvador Aragonés - publicado el 15/04/15 - actualizado el 24/01/19

¿Tenía razón el hada madrina de Cenicienta?

Cuando los hijos son adolescentes y buscan su propia autonomía, una de las cuestiones que plantean es la hora de volver a casa por la noche, cuando a divertirse los fines de semana. Hacer larga la noche es una debilidad, una gran tentación para un adolescente –de entre 14 y 18 años– que necesita mantener una relación más profunda con sus amigos y amigas y encuentra que no hay nada tan propicio como las horas nocturnas del fin de semana.

No entraremos a medir los temas de salud o psicológicos que originan el dormir poco, no dormir o saltarse los biorritmos cambiando bruscamente las horas de dormir de un día para otro. En este análisis utilizaremos solamente la opinión que hemos consultado de expertos educadores de los más diversos campos que van desde la educación familiar (Cursos de Orientación Familiar), hasta psiquiatras e investigadores. Se ha hecho la misma pregunta a cada uno de ellos y se ha pedido una respuesta muy sintética.

Veremos que los criterios no son únicos, aunque sacaremos después un denominador común de sus respuestas.

1. El director del Instituto de Ciencias de la Familia de Navarra, Dr. Javier Escrivá Ivars, valenciano, considera que los hijos adolescentes no pueden irse a dormir después que sus padres, y por ello debería llegar a casa los fines de semana a lo más tardar dos horas después que sus padres.

2. No obstante, el teólogo y profesor de Teología Moral, Dr. José María Pardo  señala que “ordinariamente” los adolescentes deberían volver antes de las doce, lo que no quiere decir que, de modo extraordinario, algún día pudieran llegar más tarde.  

3. De análogo criterio es la profesora y doctora María Rosario Sádaba Chalezquer, también madre de familia, quien considera que los menores de 18 años han de estar en casa para las 00:30. Y que los padres no lleguen después.  

4. La directora General en España de The Family Watch (Instituto Internacional de Estudios para la Familia), afirma también que una hora normal ha de ser las 12:00 de la medianoche.  

5. La catedrática de Teoría de la Educación, Dra. Concepción Naval, gallega, no quiso pone una hora fija. Dijo que “es una decisión de los padres”. La hora por la hora, dijo, “no es lo importante”, sino que hay que hablarlo con ellos y decidir la hora. “Una hora la tiene que haber”.  

6. El doctor en psiquiatría y director clínico de Madrid, Francisco Javier Schlatter, manifestó que el problema no es la hora. Los padres y sus hijos adolescentes deben llegar a un acuerdo y que se cumpla la hora fijada.  

7. Finalmente, Victoria Cardona, Maestra y Educadora Familiar, respondió que lo importante no es la hora, pues más importante es saber dónde van, con quién van, qué van a hacer, y en función de todo ello decidir la hora.  

Ya se ve que no hay una única receta en cuanto a la hora, visto desde un punto cuantitativo. Sin embargo, todos insisten en que los padres tienen que tener la sartén por el mango en la hora de vuelta de los adolescentes a sus casas y mantenerse despiertos para cuando regresen.

Los adolescentes se sienten más seguros si saben que sus padres siguen sus pasos, pues en el fondo el adolescente se siente inseguro y el respaldo que dan sus padres a lo que hacen les proporciona seguridad, un respaldo, un acompañamiento, que no ha de confundirse con una vigilancia férrea, que hace sentirse a los adolescentes “perseguidos por leyes inexplicadas”.  

Tags:
familia
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
MOTHER OF ALL ASIA
Redacción de Aleteia
Inaugurada en plena pandemia la estatua de María más grande del m...
2
Lorena Moscoso
El mundo se conecta a estos santuarios en mayo para el Rosario
3
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa: El catequista será parte de los ministerios de la Iglesi...
4
SARAH VOSS
Dolors Massot
Las gimnastas alemanas cubren sus piernas contra la sexualización
5
Jesus Colina
¿Milagro en Israel? Marcha de madres cristianas, musulmanas y jud...
6
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
7
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.