Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
jueves 13 mayo |
Nuestra Señora de Fátima
home iconDesde Roma
line break icon

El Papa Francisco y la estrategia de la Iglesia contra el terrorismo

AP Photo/Luca Zennaro, Pool

Jorge Traslosheros - publicado el 23/01/15 - actualizado el 29/01/19

3 claves: la afirmación de los derechos, el proceso autocrítico y el camino del encuentro

La visita pastoral del Papa a Sri Lanka y Filipinas resultó un gran acontecimiento. Francisco se mostró como el gran pastor que es, por igual en un país donde la Iglesia sobrevive entre dificultades dando un recio testimonio, como en terreno amigable donde la fe se vive con intensidad, si bien con grandes carencias materiales.

El éxito conlleva el riesgo de embelesarnos con lo anecdótico, que hubo y muy bueno, desprendiendo su significado del conjunto. El viaje pontificio no fue un bella decoración, sino una gran provocación para la Iglesia y el mundo.

Quiero destacar un aspecto de la mayor importancia como es la estrategia de la Iglesia para combatir al terrorismo, del signo que sea.

Durante varios días el Papa dirigió una serie de mensajes, acompañados por su fuerte testimonio, que confirman y a la vez suman a lo que ya podemos identificar como la doctrina católica contra el terrorismo, subsidiaria de los grandes postulados y prácticas pastorales sobre el diálogo ecuménico, interreligioso e intercultural derivadas del Concilio Vaticano II, particularmente de la declaración Nostra Aetate que versa sobre el diálogo con las religiones no cristianas.

En esta línea podemos recordar momentos memorables de gran crecimiento como la serie de reuniones entre líderes religiosos en Asís, convocadas por Juan Pablo II y Benedicto XVI, el profético discurso del Papa Ratzinger en la Universidad de Ratisbona, a lo cual ahora se agrega el Papa Francisco con su dinamismo pastoral y diplomático (esta noble forma de la pastoral).

Los dichos y hechos de Francisco cobran especial relevancia en la temática por tres razones: los atentados en Francia; porque el terrorismo islamista se ceba con crueldad inaudita contra los cristianos en distintas partes del mundo y; porque en Europa occidental es previsible la radicalización de su acostumbrada sacrofobia, es decir, su casi obsesiva aversión a lo sagrado que se hace presente en todo el espectro político sin excepción, y que dispensan con distintos grados de violencia simbólica y actual contra judíos, cristianos y musulmanes.

Podemos dividir lo expresado por el Papa en tres aspectos que representan momentos de un mismo proceso: la afirmación de los derechos, el proceso autocrítico y el camino del encuentro.

La afirmación de los Derechos

La cultura del rechazo siempre implica violencia por quien la esgrime y puede provocar respuestas violentas por quien se ofende.

No es exclusiva de las religiones y también está muy presente en la razón secularizada occidental que excluye con desdén a las religiones.

Esta violencia encuentra su raíz en la incapacidad de reconocer a los otros “como hermanos en humanidad”, hasta reducirlos a objetos de burla o de muerte.

En la confrontación ninguno de los protagonistas pueden clamar inocencia. Uno provoca y otro responde acelerando la espiral de las agresiones.

Por lo anterior, el derecho a la libertad religiosa y de expresión son fundamentales y no deben ser lastimados por abuso o exclusión, ni plantearse como enfrentados. En una auténtica convivencia humana ambos deben ser respetados y tutelados.

Los límites sólo pueden provenir del respeto a la dignidad de cada persona y la búsqueda del bien común lo que, en buena interpretación, más que de un límite estamos hablando de la condición básica de su cumplimiento y desarrollo.

Por un lado, cada persona debe gozar del derecho a vivir su religión en libertad y en respeto a los demás. Un principio que conduce al encuentro y al diálogo, sin que nadie tenga que claudicar de su propia identidad.

Por lo mismo, no se puede ofender, hacer la guerra o matar en nombre de la religión y mucho menos en nombre de Dios

  • 1
  • 2
  • 3
Tags:
iglesia catolicaislamismopapa franciscopazterrorismo
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Lucía Chamat
Una curiosa foto de «Jesús» que conmueve a Colombia
2
ROBERTA MASCENA
Redacción de Aleteia
Se gradúa con el uniforme de limpiadora de su madre
3
POPE FRANCIS
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa instituyó el ministerio del catequista en la Iglesia
4
Ramón Antonio Pérez
María de San José y su ayuno total: “Durante diez años solo consu...
5
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa cuenta que vio un milagro por intercesión de la Virgen de...
6
Obvious
Mamá, me tengo que ir
7
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida por no fallar nunca”
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.