Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Los chinos celebran la Navidad: ¡no disgusten al Partido!

Eglises d'Asie
Comparte

En la China comunista, los “¡Feliz Navidad” se exponen ostensiblemente en las calles comerciales, “un desafío grave” que muestra el avance de la cristianización

Este año no será una excepción: en las grandes ciudades del país, las tiendas y arterias comerciales se decorarán con los colores de la Navidad. Figuras de Papa Noel, árboles de Navidad y villancicos saturarán el espacio. Un enfoque puramente comercial, dirán unos; atracción cultural para una cierta modernidad asociada a Occidente, dirán otros.
 
“El frenesí de la Navidad”
 

En el seno de las instancias intelectuales cercanas al poder, esta atracción por la fiesta de Navidad es vista con cautela, incluso con abierta hostilidad. Sería, de hecho, contraria al espíritu patriótico preconizado por los dirigentes del país.
 
En mayo, la Academia china de las ciencias sociales publicó un Libro azul que detalla los “desafíos más graves” que tiene el país. Se enumeraban cuatro: la exportación por las naciones occidentales de las ideas democráticas, la hegemonía cultural occidental, la diseminación de la información por internet y las infiltraciones religiosas.
 
En un artículo publicado por la agencia Églises d’Asie, se lee un análisis realizado por un grupo de diez doctorandos que denuncian el “frenesí de la Navidad” y apelan a los chinos a tomar distancia del mismo.
 
Según ellos, el entusiasmo por la Navidad en China manifiesta una pérdida de la primacía del “alma cultural china” y un naufragio de la subjetividad cultural china.
 
Además, invitan a sus compatriotas a una mayor vigilancia frente a lo que perciben como “un nuevo avance de la ‘cristianización’” de su país.

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.