Aleteia logoAleteia logoAleteia
sábado 04 diciembre |
San Juan Damasceno
Aleteia logo
Espiritualidad
separateurCreated with Sketch.

Beato Juan Duns Scoto: predecesor del dogma de la Inmaculada

© DR

Dolors Massot - publicado el 08/11/14

Franciscano sabio, uno de los grandes filósofos de la Edad Media. Se le llama “Doctor sutil” y puso las bases para el dogma de la Inmaculada Concepción de la Virgen

Juan Scoto nació en Duns (Escocia) hacia el año 1266. Ingresó en la Orden de los Hermanos Menores (franciscanos) en la comunidad de Dumfries hacia 1280 y fue ordenado sacerdote el 17 de abril de 1291. Siguió sus estudios entre los años 1291 y 1296.

Estudió en Cambridge, Oxford y París, y fue docente de estas dos últimas universidades. En sus lecciones comentaba las “Sentencias” de Pedro Lombardo.

La negativa al rey de Francia le costó el puesto

Felipe el Hermoso, entonces rey de Francia, se enemistó con el papa Bonifacio VIII y promovió una apelación al Concilio contra él. Buscó firmas de adhesión al documento y el beato Juan Duns Scoto se negó a aprobarlo. Esto le costó el trabajo y tuvo que abandonar la Universidad.

Al año siguiente, sin embargo, el ministro general de la Orden de los Hermanos Menores, el padre Gonzalo Hispánico, quien había sido su maestro, redactó una carta de presentación que le sirvió de aval para acceder de nuevo a la Universidad. Así, pudo preparar el doctorado. Gonzalo Hispánico lo había elogiado diciendo que era docto “sea por la larga experiencia, sea por la fama que se había extendido por todas partes, de su vida laudable, de su ciencia excelente y del ingenio sutilísimo” de Duns Scoto. Posteriormente, en el año 1307, viajó a Colonia (Alemania). Allí fallecería joven.

«Doctor Subtilis»

En la Universidad lo apodaron “Doctor Sutil” por su inteligencia unida a su bondad.
De Duns Scoto destaca su trabajo en la filosofía escolástica, que facilitó el saber teológico. Era contemporáneo de otros dos grandes: santo Tomás de Aquino y Guillermo de Ockham.

Era muy devoto de la Virgen María y al mismo tiempo elaboró teorías filosófico-teológicas sobre la Inmaculada Concepción y la Encarnación del Verbo, que servirían para el culto a la Madre de Dios y a Cristo Rey.

El episodio más famoso de su vida

En cuanto a su aportación mariana, es conocido un episodio clave de su vida.

En una disputa pública (frecuentes en aquella época entre autoridades académicas) en la Sorbona, Duns Scoto permaneció en silencio hasta que unos 200 teólogos expusieron sus sentencias. Afirmaban que Dios no había querido libre de pecado original a la Madre de su Hijo.

Cuando ya habían hablado todos, se levantó Juan Duns Escoto, tomó la palabra, y uno por uno fue tumbando todos los argumentos que habían dado los otros teólogos contra la Inmaculada Concepción de la Virgen.

Scoto empleó la Sagrada Escritura y la Patrística para demostrar que la Inmaculada Concepción era un privilegio de la Virgen que no contradecía a la fe. Luego presentó su argumento, que ha pasado a la posteridad:

“Potuit, decuit, ergo fecit (Podía, convenía, luego lo hizo)”.

Dios podía, convenía, luego lo hizo.

El beato Juan Duns Scoto también fue una autoridad de la escuela franciscana, que había iniciado el beato Alejandro de Hales, desarrolló san Buenaventura y con él llegó a su momento más álgido. Se le llama con razón “Doctor del Verbo encarnado” y “Doctor Mariano”.
Murió el 8 de noviembre de 1308. Tan solo tenía poco más de 40 años. Su aportación intelectual, sin embargo, ha perdurado, y su ejemplo de vida ya forma parte del santoral.

El papa san Juan Pablo II aprobó su culto como beato el 20 de marzo de 1993.

Si quieres conocer más vidas de santos, las encontrarás aquí.

Tags:
santoralsantos
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.