Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
viernes 04 diciembre |
San Juan Damasceno
home iconActualidad
line break icon

Ébola: ¿Y los que viven en Europa, no se acuerdan de nosotros?

AFP PHOTO / ZOOM DOSSO

LIBERIA, Monrovia : People walk under the rain by a school that was used as an isolation ward for Ebola patients on August 17, 2014 in the west point district in Monrovia. Seventeen Ebola patients are missing after fleeing an attack on an isolation ward in Monrovia by armed youths claiming the epidemic does not exist, training the spotlight on the struggle to raise awareness in the fight against the deadly virus. AFP PHOTO / ZOOM DOSSO

SIC - publicado el 19/09/14

La labor de una religiosa española con los enfermos de ébola en Libia

Sor Encarnación González es religiosa hospitalaria y misionera desde hace 24 años en Monrovia (Liberia). Tras venir a Europa a hacer ejercicios espirituales, se encontró con que el agravamiento del brote de ébola le impide regresar al país.

Gracias a su hermana Consuelo, hospitalaria en la comunidad de Málaga, contactamos con Encarnación desde su particular “exilio” en Londres. Nos atiende con rapidez, agradecida porque esta información beneficiará a los afectados por la enfermedad.

-¿Cómo está la atención a los enfermos en estos momentos en Liberia?

-Por lo que oigo están en muy malas condiciones en el hospital donde los llevan: no tienen comida, el aseo es peor de lo que te puedas imaginar… Es muy duro pensar que tienes que ir allí porque no tienes otro sitio, y cualquiera que va, prácticamente sabe que no va a salir. Es otro trauma que se añade al que ya llevan con ellos.

-Usted, sin embargo, está deseando volver.

-Es que nosotros, los misioneros, cuando vamos por esas tierras, vamos con la inquietud y el deseo de ayudar. Ahora mismo, en estas circunstancias, es cuando más lo necesitan. Simplemente tu presencia es tanto o más que la ayuda que les puedas ofrecer materialmente. Para ellos es un apoyo el que alguien se esmere por ellos, que no les abandone. Es parte de su medicación. Y si has estado allí tantos años con ellos, codo con codo, sufriendo y gozando también ¿por qué no decirlo? pues (su voz se quiebra y hace una pequeña pausa) son mi segunda familia.

-¿Qué le sostiene?

-El amor de Dios, es lo principal en todo religioso y en todo consagrado. La presencia de Dios, la fuerza que sientes desde arriba, la oración… Sin eso no se podría estar allí, es lo que te sostiene y te hace que te olvides de todo y que te dediques de lleno a quienes te necesitan. Nuestra vida consagrada es para darnos a los demás.

-¿Qué le pide a Dios cada día?

-Que me siga dando fuerza y salud, para poder volver, y que me siga manteniendo en esa actitud de hacer lo que Dios quiera de mí. Si hoy me pide ir allí, no puedo rehusarlo.

-¿Y a nosotros, qué nos pide?

-(Su risa suena al otro lado de la línea telefónica) Pues sobre todo cooperación, porque cuando la gente está en esta situación de necesidad, suele decir “¿y los que viven en Europa, no se acuerdan de nosotros?” Claro, en esos momentos ellos desearían una ayuda inmediata, pero sí que cuando las naciones cooperan ellos lo agradecen y se sienten protegidos. Yo les pido que piensen en todos los que hay en muchísimas peores circunstancias, mientras nosotros malgastamos lo que tenemos.

Tags:
áfricaebolamisionero
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
FATHER JOHN FIELDS
John Burger
Muere el sacerdote voluntario para el ensayo ...
HUG
Dolors Massot
El médico que abrazó al enfermo de coronaviru...
MARIA DEL MAR
Rodrigo Houdin
Fue abandonada en un basural, pero buscó a su...
HOMELESS
Javier González García
La historia de Marina: De vivir en la calle a...
PADRE CEPEDA
Cecilia Zinicola
El beso de Jesús, la historia de un párroco b...
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.