Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
miércoles 27 octubre |
San Evaristo, papa
Aleteia logo
home iconActualidad
line break icon

Obispo de Carora: No podía ser cómplice pasivo de actos violentos

© Carlos E. Díaz

Aleteia Team - publicado el 17/03/14

El obispo defendió a un grupo de estudiantes y logró poner paz

Los recientes enfrentamientos entre estudiantes universitarios, colectivos civiles y Guardia Nacional Bolivariana (GNB) pocas veces han culminado en diálogos de aparente respeto y tolerancia.

Ocurrió en Carora, municipio Torres, el pasado 13 de marzo. Pero esto no habría sido posible sin la mediación de la iglesia católica y el obispo de la Diócesis de la ciudad, Monseñor Luis Armando Tineo Rivera, quien intercedió por los jóvenes estudiantes de ingeniería mecatrónica de la Universidad Nacional Experimental Politécnica Antonio José de Sucre (Unexpo), quienes poco después del mediodía fueron acorralados por un grupo de civiles afectos al gobierno, que incluso ingresaron al recinto universitario.

Así lo contó Monseñor Tineo Rivera, quien señaló que por voluntad propia decidió comunicarse con el Teniente Coronel Héctor Romero Vergara del Fuerte Manaure y también jefe del Plan Patria Segura en Torres, con el propósito de que la GNB volviera al lugar de enfrentamiento, a fin de separar ambos grupos, puesto que después de su retirada colectivos civiles se apersonaron al lugar.

Relató que los vecinos de la zona estaban aterrados con lo que allí ocurría, incluso quienes residen en una casa hogar de niñas huérfanas también sufrieron los efectos de gases lacrimógenos.

"Me llamaban aterrorizados porque veían todo lo que ocurría. Incluso fueron insultados por las personas que buscaban reprimir a los jóvenes. Los grupos prooficialistas mostraban una actitud agresiva”.

El obispo de Carora acudió hasta el recinto universitario en compañía de un sacerdote y dos voluntarios civiles, quienes a través de un intermediario convencieron a los jóvenes de entregarse a los cuerpos de seguridad, con la garantía de que estarían presentes en todo momento.

"La salida fue muy tensa, las personas que se encontraban afuera lanzaron una lluvia de improperios y amenazas. A mí me llamaron asesino. Al salir el último lote de jóvenes la Guardia Nacional no pudo controlar al grupo civil y se desató una escena violenta”, relató.

"La noticia hubiese sido otra, más dolorosa, sin la mediación oportuna”.

En el destacamento se generó un diálogo con tonos altos y bajos. Los estudiantes fueron liberados luego de firmar un acta compromiso. También serán investigados por lo ocurrido.

El obispo reconoce la actitud valiente con la cual los jóvenes asumieron su responsabilidad, al afirmar que usaron artefactos para defenderse no de la GNB, sino de los grupos civiles que luego los reprimirían.

El llamado a la sociedad

El obispo explicó que la intervención de la iglesia fue coyuntural, pero no se niegan a la posibilidad de hacerlo de nuevo en caso de ser necesario.

Exhortó a los estudiantes a protestar sin violencia, ya que con esta no se logran las cosas. "El ojo por ojo, diente por diente, jamás ha sido la vía para encontrar una solución definitiva, fui estudiante y los comprendo, pero existen muchas otras vías”.

Niega los señalamientos que lo acusan como cómplice de los estudiantes y explica que tomó tal decisión porque ninguna otra institución intervenía y tampoco podía ser cómplice pasivo de un acto violento.

Llamó a ambas partes a deponer la violencia y pidió se respete el derecho a la protesta pacífica. Pidió buscar una reconciliación y exhortó a desprenderse del pensamiento violento de los vencedores y los vencidos. "Somos hermanos, católicos, que debemos dialogar”.

Pidió al Estado controlar los grupos civiles armados y solicitó al pueblo venezolano olvidar las calificaciones peyorativas que dividen al país en dos grandes mitades.

"Debemos saber vivir con las diferencias y en este tiempo de cuaresma orar para que el Señor nos dé serenidad cuando estamos exaltados y mirada objetiva”, señaló.

Pidió respetar como venezolanos lo expresado en la Constitución de la República, y como cristianos seguir el evangelio. Llamó a redescubrir en tiempo de cuaresma la paz y la reconciliación.

Artículo publicado por Reporte Católico Laico

Tags:
venezuelaviolencia
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia se publica a diario en siete idiomas: Inglés, Francés, Italiano, Español, Portugués, Polaco, y Esloveno
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
1
Ary Waldir Ramos Díaz
El Papa cuenta que vio un milagro por intercesión de la Virgen de...
2
QUIÑONEZ
Pablo Cesio
Álex Quiñónez, una muerte cargada de violencia que vuelve a enlut...
3
READING
Gelsomino del Guercio
Las tres reglas fundamentales para los lectores en la misa
4
ABUSE
Pablo Cesio
La niña de 11 años embarazada tras ser violada que reabre el deba...
5
SINDONE 3D
Lucandrea Massaro
El Hombre de la Sindone, reconstruido en 3D: ¡Son verdad los Evan...
6
Hardship of Life
Dolors Massot
Premio Siena Award a la fotografía de un refugiado sirio con su h...
7
EUCHARIST
Philip Kosloski
Esta hostia eucarística fue filmada sangrando y latiendo como un ...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.