Aleteia

La crisis de Venezuela preocupa a los países de la región

AFP PHOTO/ Raul Arboleda
VENEZUELA, Caracas : View of a barricade during protests against the government of Venezuelan President Nicolas Maduro, in Caracas on February 25, 2014. Angry Venezuelan students geared up to stage a fresh rally on Tuesday, the latest in three weeks of anti-government protests that have left at least 14 people dead. AFP PHOTO/ Raul Arboleda
Comparte

Panamá convoca a una consulta urgente de la OEA, Estados Unidos expulsa a tres diplomáticos venezolanos

La crisis venezolana, que ha cumplido ya tres semanas desde el inicio de las protestas de los jóvenes en San Cristóbal, ha repercutido ya en los países de la zona de Centro América y, a nivel diplomático, con los Estados Unidos.
 
Por principio de cuentas, el ministerio de Relaciones Exteriores de Panamá –mediante un comunicado oficial—propuso una convocatoria urgente de reunión de consulta entre los cancilleres de los países miembros de la Organización de los Estados Americanos (OEA).
 
La finalidad de esta reunión urgente sería la de considerar la situación que se está viviendo en Venezuela y que los miembros de la OEA "coadyuven a acercar a los diferentes actores en Venezuela y encontrar una solución a través del diálogo entre venezolanos".
 
La petición panameña –conocedora de la retórica que, de inmediato, podría propiciar en el régimen de Nicolás Maduro—se adelantó a descartar que esta convocatoria y eventual reunión de los países del bloque americano pueda ser “una injerencia en los asuntos internos de otro Estado".
 
Se trata, más bien de poner en práctica los principios de la organización de "promover y consolidar la democracia representativa y el respeto a los Derechos Humanos y al Estado de Derecho".
 
"Esto obliga a que los miembros de la organización busquen las formas de ayudar al hermano pueblo venezolano y su gobierno a encontrar una salida que permita que se inicien conversaciones con miras a solucionar los problemas que agobian a esa nación", añadió el comunicado emitido por el ministerio de Exteriores panameño el día de ayer.
 
Según la Carta de la OEA y el Estatuto del Consejo Permanente de la OEA, cualquier Estado miembro puede pedir que se convoque a una reunión de consulta –como está pidiendo Panamá–, “con el fin de considerar problemas de carácter urgente y de interés común para los Estados americanos”.
 
Se agrava la crisis diplomática
 
Mientras esto sucede en el centro del continente, en el norte, el gobierno de Estados Unidos ordenó el día de ayer que tres diplomáticos venezolanos abandonen ese país en un plazo no mayor de 48 horas, en una medida tomada como represalia a la reciente expulsión de tres trabajadores de la embajada de Estados Unidos en Caracas.
 
La medida fulminante de la administración del presidente Obama ha sido vista por los analistas internacionales como una medida clara y contundente de Estados Unidos contra el régimen de Nicolás Maduro y sus constantes acusaciones de que detrás del “incipiente golpe de Estado”, como califica Maduro la situación de Venezuela, se encuentra el propio Estados Unidos.
 
El departamento de Estado estadounidense decidió que los secretarios Ignacio Luis Cajal Avalos, Víctor Manuel Pisano Azpurua y Marcos José García Figueredo son personas 'non grata', tal como contempla la Convención de Viena que regula las relaciones diplomáticas.
 
"Esta convención permite a Estados Unidos declarar a un miembro de una misión diplomática persona 'non grata', en cualquier momento y sin necesidad de citar una razón", afirmó el bolín mediante el cual el departamento de Estado norteamericano expulsó a los diplomáticos venezolanos que ya viajan a Caracas.
 
Para que la respuesta fuera aún más clara, la decisión del departamento de Estado norteamericano llega el mismo día en que Nicolás Maduro tenía previsto anunciar el nombramiento de un nuevo embajador venezolano en Washington.
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.