Recibe Aleteia gratis directamente por email

¿No estas preparado para donar?

Aún así hay otras 5 maneras como puedes ayudar a Aleteia

  1. Reza por nuestro equipo y por el éxito de nuestra misión
  2. Habla de Aleteia en tu parroquia
  3. Comparte el contenido de Aleteia con tus amigos y tu familia
  4. Desactiva el bloqueo de publicidad cuando nos visites
  5. Suscríbete a nuestra newsletter gratuita y leenos a diario

¡Gracias!
El equipo de Aleteia

Suscríbete

Aleteia

Defensa de los niños: el mundo católico responde ante las denuncias de la ONU

UN Information Service
Comparte

Posiciones y declaraciones del mundo católico sobre el informe de la ONU

ROMA (Aleteia.org). El Comité de Protección de los Derechos de los Niños de las Naciones Unidas publicó el miércoles un informe realizado en los últimos seis años en el que hace una serie de “observaciones conclusivas” dirigidas a la Santa Sede en materia de protección de menores. El documento, presentado en rueda de prensa en la ciudad de Ginebra, incluye reflexiones sobre el abuso de menores por parte de sacerdotes y religiosos católicos, y hace recomendaciones a la Santa Sede para proteger a las victimas y sus familias, además de considerar aspectos morales y doctrinales fuera de las competencias de la ONU. 

En la introducción del reporte y en varios puntos sucesivos se destacan los progresos que ha logrado la Santa Sede en materia de derecho y defensa de los menores. El informe considera importante que el Vaticano haya constituido varias comisiones para defender a los niños y las niñas. Sin embargo, la Comisión de la ONU pide cambios al derecho canónico y hacer públicos los resultados de las investigaciones sobre los abusos. 

Aleteia.org extrae las últimas posiciones y declaraciones del mundo católico sobre el informe de la ONU.

Declaraciones del Observador permanente de la Santa Sede ante la ONU

Monseñor Silvano Maria Tomasi, observador permanente de la Santa Sede ante la ONU en Ginebra, afirmó que la Santa Sede seguirá su política de “tolerancia cero ante los abusos sexuales a menores de edad”.

En una entrevista a Radio Vaticano, Tomasi ratifica que la Santa Sede está comprometida en una “política de transparencia” ante los abusos sexuales. La Santa Sede ha reaccionado con “seriedad” sin miedo a la verdad. “La Iglesia ha respondido y seguirá haciéndolo”, afirmó.

Tomasi confirmó que el documento de la ONU “adolece de una perspectiva correcta y actualizada” sobre las medidas que ya han sido aplicadas por la Santa Sede y las conferencias episcopales del mundo para la protección de los niños. Tomasi declara que existe una “distorsión” de los hechos.

Aclara que no se trata de evitar las solicitaciones hechas por la ONU ya que "donde no hubo una información inmediata" la Santa Sede "ha prometido darla en el futuro".

Tomasi ha lamentado que el informe del Comité de la ONU no haya trasladado al texto las explicaciones de la Santa Sede sobre pedofilia, abusos y defensa de los menores, que han sido "detalladas y precisas". En este sentido, ha comentado que parecía que el informe "estaba ya preparado" antes del encuentro de la ONU con la delegación de la Santa Sede.

El observador vaticano en Naciones Unidas ha puesto de manifiesto la "verdadera contradicción" por parte del Comité de la ONU sobre los Derechos del Niño al reseñar en su preámbulo "la defensa de la vida y de la protección de los niños antes y después del nacimiento", cuando después recomienda a la Santa Sede "cambiar su posición sobre el aborto".

La Santa Sede responde al Comité de la ONU sobre los abusos a niños

La Santa Sede reiteró su posición de defensa de los Derechos del niño a través de un comunicado. La Oficina de Prensa del Vaticano salió al paso en pocas horas a la 64ª sesión del Comité de Naciones Unidas.
 
En el comunicado, la Santa Sede insiste en su compromiso por “la defensa y protección de los derechos del niño, en línea con los principios promovidos por la Convención […] según los valores morales y religiosos ofrecidos por la doctrina católica”.
 
Así, según el comunicado, la Santa Sede “toma nota de las observaciones conclusivas” para ser examinadas minuciosamente con el debido “respeto de la Convención en los diferentes ámbitos presentados desde el Comité, según el derecho y la práctica internacional como también teniendo en cuenta el público debate interactivo con el Comité realizado el pasado 16 de enero de 2014”.
 
La Santa Sede asimismo manifestó su malestar porque en algunos puntos existe un “intento de interferir en las enseñanzas de la Iglesia católica sobre la dignidad de la persona humana y el ejercicio  de la libertad religiosa”.
 
Los puntos más críticos del informe de la ONU
 
El informe del comité de la ONU consideró varios puntos a favor de la posición del Vaticano para defender a los niños. Sin embargo plantea puntos críticos, como "el traslado de los autores (de abusos), que ha permitido a muchos sacerdotes mantenerse en contacto con niños”. Además expone que esto “sigue poniendo a los menores en alto riesgo de abuso sexual en muchos países", asegura el informe.

 
Por otro lado, afirma que hay una “falta de castigo de estos delitos por parte de las autoridades eclesiales”. Asimismo formula que los abusadores “sean expulsados inmediatamente de la Iglesia católica”. A tal propósito, el documento desconoce los reajustes del Derecho Canónico que no dejan decaer las acusaciones para buscar justicia independientemente del tiempo. 
 
Portavoz vaticano: las exigencias de transparencia “han crecido”
 
El director de la Oficina de Información de la Santa Sede, el padre Federico Lombardi, ha explicado que las exigencias de transparencia "han crecido" en el Vaticano ante la necesidad de informar sobre los casos de abusos sexuales, según la agencia Europa Press.
 
Así lo ha indicado durante una conferencia en la sede de la Conferencia Episcopal Española (CEE), donde ha recogido el Premio ¡Bravo! Especial. Concretamente en cuanto a la cuestión de los abusos, Lombardi ha precisado que la presión de los medios ha contribuido de forma "importante" al impulso hacia una "profunda revisión" de las actitudes comunicativas sobre este tema, sobre los procedimientos en curso y las iniciativas de respuesta y prevención. Ante esta presión, según ha añadido, la Oficina de Información se ha comprometido a dar una información "correcta y objetiva".

El compromiso de la Iglesia en la defensa de los menores

El compromiso de la Iglesia católica para defender a los menores de abusos se ha intensificado en los últimos años y ha quedado plasmado en numerosos gestos e iniciativas, tanto universales como locales.
 
Para erradicar el problema y evitar encubrimientos que en ocasiones agrandaron el problema, la atención se ha puesto en primer lugar en las víctimas, se ha incidido en la colaboración con las autoridades civiles y se han evitado omisiones y silencios.
 
En este sentido, el Papa Benedicto XVI mantuvo varias reuniones en distintos países con víctimas de pederastas y llevó a cabo duras medidas punitivas. En los años 2011 y 2012 destituyó a casi 400 sacerdotes por abusar sexualmente de niños; y en los dos años anteriores, a 170. También cesó a varios obispos, por abuso o por no haber tomado llevado a juicio o a la policía a clérigos acusados por este tipo de delitos. Precisamente para evitar estas últimas situaciones, el Vaticano ordenó en el año 2001 a los obispos que enviaran a Roma los casos de todos los sacerdotes cuya acusación parecía verosímil, para su revisión.
 
En la misma línea de reforma silenciosa pero tenaz, el Papa Francisco creó a finales del año pasado una comisión de expertos para que le asesoraran sobre la manera de proteger a niños del abuso sexual por parte de sacerdotes y brindar ayuda a los que ya hayan sufrido el abuso.
 
Este grupo tiene como objetivo específico prevenir decididamente y de manera permanente cualquier caso de pedofilia dentro de ambientes eclesiales, y estudiará los programas existentes para ayudar a los niños, examinar a los sacerdotes, capacitar al personal de la Iglesia y sugerir iniciativas.
 
También establecerá "códigos de conducta, certificación de idoneidad para el ministerio sacerdotal, detección y verificación de antecedentes penales; estado de las solicitudes de evaluación psiquiátrica; cooperación con las autoridades civiles, denuncia de los delitos, respeto de las leyes civiles; y comunicaciones relativas a los clérigos culpables", y dará "apoyo pastoral a las víctimas y sus familias”.
 
El Vaticano también reformó su código penal en 2013 para intensificar el combate contra la pedofilia, entre otras cosas, con nuevas normas para defender a los más vulnerables, a las que se someten todos los oficiales y empleados de la Curia Romana, los nuncios apostólicos y el personal diplomático de la Santa Sede, y los empleados de instituciones en todo el mundo relacionadas con la Santa Sede.
 
El documento castiga delitos relacionados con los niños como “la venta, la prostitución, el reclutamiento y la violencia sexual contra ellos; la pornografía infantil, la posesión de material pornográfico infantil; los actos sexuales con menores de edad”.
 
Formación
 
Paralelamente, se ha intensificado la formación de sacerdotes, religiosos y agentes pastorales comprometidos en sanar las heridas de los abusos cometidos por el clero, con seminarios como el destacable simposio “Hacia la curación y la renovación”, y entidades estables como el Centro para la protección de los menores de la Universidad Pontificia Gregoriana, que ofrece e-learning desde el año 2012.
 
Esta formación facilita la detección precoz de síntomas de abuso e incluye pedagogía básica de prevención para los propios niños y formación en medidas de supervisión, aspectos legales, perspectivas teológicas y atención al entorno familiar.
 
En el ámbito más local, casi tres de cada cuatro conferencias episcopales del mundo han aprobado ya sus directrices sobre abusos, siguiendo la petición del Vaticano, que recibe una media de 600 denuncias de abusos al año, de todos los continentes, tras un pico registrado en 2004 de unos 800 casos. Casi todas las denuncias se refieren a abusos cometidos en las décadas entre 1965 y 1985. 

Con información de Europa Press y de News.va

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.