Aleteia

Argentina: La denuncia de una monja desencadena una redada policial contra 7 prostíbulos

© DR
Comparte

La hermana Martha Pelloni lucha contra la trata desde el asesinato de una de sus alumnas en 1990

La hermana Martha Pelloni lucha contra la explotación sexual y la esclavitud de mujeres desde hace años. En esta oportunidad, y tras una exhaustiva investigación, presentó una denuncia penal contra siete prostíbulos en la capital de la provincia argentina de Corrientes.
 
En algunos de estos lugares se emplearon cámaras ocultas. Uno de estos prostíbulos tiene custodia de la propia Policía, y otro fue clausurado, además de sancionado con una multa, según informó la Fundación Alameda, que colabora en el marco de la Red Nacional Antimafia.
 
Locales encubiertos

La denuncia penal que firma Pelloni, titular de la Fundación Infancia Robada, desvela cómo la mayoría de estos espacios se encubren bajo la fachada de un bar, pool o café.
 
La investigación realizada por la Fundación permitió descubrir a los directores de los lugares. Pelloni realizó la denuncia contra autores, instigadores, cómplices y encubridores basándose en la ley que establece que “queda prohibido en toda la República el establecimiento de casas o locales donde se ejerza la prostitución, o se incite a ella”.
 
Penas de multa y de prisión

Esta misma ley además establece que “los que sostengan, administren o regenteen, ostensibles o encubiertamente casas de tolerancia, serán castigados con una multa de 12.000 a 25.000 pesos. En caso de reincidencia sufrirán prisión de 1 a 3 años, la que no podrá aplicarse en calidad de condicional. Si fuesen ciudadanos por naturalización, la pena tendrá la accesoria de pérdida de la carta de ciudadanía y expulsión del país una vez cumplida la condena, expulsión que se aplicará, asimismo, si el penado fuese extranjero”.
 
En su denuncia Pelloni sostiene: “Que sin duda estos locales de explotación sexual son lugares donde los tratantes de personas depositan a sus víctimas a fin de ser explotadas y poder lograr el lucro que consiste en la explotación llevada adelante de parte de explotador y cliente prostituyente, quienes codifican y mercantilizan a las víctimas”.
 
Defensora de la infancia

Martha Pelloni, nacida en Buenos Aires en 1941, es profesora, rectora y religiosa de la Congregación de Carmelitas Misioneras Teresianas. Licenciada en filosofía y letras y en ciencias de la educación, un hecho tremebundo marcó su vida y su vocación: el asesinato de una sus alumnas, María Soledad Morales, el 9 de septiembre de 1990. Desde entonces ha luchado activamente contra la impunidad de este crimen y por los derechos de la infancia.
 
Además de la Red Infancia Robada, en 2008, ha creado la Fundación Santa Teresa, destinada a ayudar y capacitar al campesinado. En 2013 recibió el Premio Príncipe de Viana a la Cultura, otorgado por el gobierno de Navarra. En 2005 fue nominada como postulante al Premio Nobel de la Paz.

Artículo publicado originalmente por  Religión en Libertad

Newsletter
Recibe gratis Aleteia.