Aleteia logoAleteia logo
Aleteia
miércoles 25 noviembre |
San Andrés Dung-Lac y 116 compañeros, mártires
home iconDesde Roma
line break icon

Papa Francisco: Dios, que es poderoso, no tiene miedo a la ternura

FILIPPO MONTEFORTE

Radio Vaticano - publicado el 10/12/13

Homilía hoy en la Domus Santa Marta

Cuando Jesús se acerca a nosotros, siempre abre las puertas y nos da esperanza. Lo dijo esta mañana el Papa Francisco, en la Misa en Casa Santa Marta. El Papa ha reafirmado que no debemos tener miedo del consuelo del Señor, sino que al contrario, debemos pedirlo y buscarlo. Un consuelo que nos hace sentir la ternura de Dios.

“Consolad, consolad a mi pueblo”. El Papa Francisco comenzó su homilía deteniéndose en un pasaje del Libro del Profeta Isaías, el Libro de la consolación de Israel. El Señor, observó, se acerca a su pueblo para consolarlo, “para darle paz”. Y este “trabajo de consolación” es tan fuerte que “rehace todas las cosas”. El Señor lleva a cabo una verdadera recreación:

“Recrea las cosas. Y la Iglesia no se cansa de decir de esta recreación es más maravillosa que la creación. El Señor recrea más maravillosamente. Y así visita a su pueblo: recreando, con esa potencia. Y el pueblo de Dios siempre tenía esta idea, este pensamiento, de que el Señor vendría a visitarlo. Recordemos las últimas palabras de José a sus hermanos: ‘Cuando el Señor os visite, llevaos con vosotros mis huesos’. El Señor visitará a su pueblo. Es la esperanza de Israel. Pero lo visitará con este consuelo”.

“Y el consuelo – prosiguió – es este volver a hacer todo no una vez, sino muchas veces, con el universo y también con nosotros”. Este “volver a hacer del Señor”, dijo el Papa, tiene dos dimensiones que es importante subrayar. “Cuando el Señor se acerca – afirmó – nos da esperanza; el Señor rehace con la esperanza; siempre abre una puerta. Siempre”. Cuando el Señor se nos acerca, volvió a afirmar. “no cierra las puertas, las abre”. El Señor “en su cercanía – añadió – nos da la esperanza, esta esperanza que es una verdadera fortaleza en la vida cristiana. Es una gracia, es un don”.

“Cuando un cristiano olvida la esperanza, o peor, pierde la esperanza, su vida no tiene sentido. Es como si su vida estuviese delante de un muro: nada. Pero el Señor nos consuela y nos hace de nuevo, con la esperanza, seguir adelante. Y también lo hace con una cercanía especial a cada uno, porque el Señor siempre consuela a su pueblo y nos consuela a cada uno de nosotros. Es bonito cómo el pasaje de hoy termina: ‘Como un pastor hace pacer a su rebaño, y con su brazo lo reúne, lleva a los corderillos en el pecho, y conduce dulcemente a las ovejas madres’. Esa imagen de llevar a los corderillos al pecho y de llevar dulcemente a las madres: esto es la ternura. El Señor nos consuela con ternura”.

Dios que es poderoso, prosiguió, "no tiene miedo de la ternura". "Él se hace ternura, se hace niño, se hace pequeño”. En el Evangelio, observó, Jesús mismo lo dice: “La voluntad del Padre es que ninguno de estos pequeños se pierda”. A los ojos del Señor, añadió, “cada uno de nosotros es muy, muy importante. Y Él se da con ternura”. Y así nos hace “ir adelante, dándonos esperanza”. Este, dijo también, “fue la principal tarea de Jesús” en los “40 días entre la Resurrección y la Ascensión: consolar a los discípulos; acercarse y consolarlos”.

“Acercarse y dar esperanza, acercarse con ternura. Pero pensemos en la ternura que tuvo con los apóstoles, con la Magdalena, con los de Emaús. Se acercaba con ternura: ‘Dame de comer’. Con Tomás: 'Pon tu dedo aquí'. Siempre es así el Señor. Así es el consuelo del Señor. Que el Señor nos de a todos nosotros la gracia de no tener miedo del consuelo del Señor, de ser abiertos: pedirlo, buscarlo, porque es un consuelo que nos dará esperanza y nos hará sentir la ternura de Dios Padre”.

Artículo publicado en la edición italiana de Radio Vaticano

Tags:
papa francisco
Apoye Aleteia

Usted está leyendo este artículo gracias a la generosidad suya o de otros muchos lectores como usted que hacen posible este maravilloso proyecto de evangelización, que se llama Aleteia.  Le presentamos Aleteia en números para darle una idea.

  • 20 millones de lectores en todo el mundo leen Aletiea.org cada día.
  • Aleteia hoy se publica diariamente en ocho idiomas: francés, inglés, árabe, italiano, español, portugués, polaco y esloveno.
  • Cada mes, nuestros lectores leen más de 45 millones de páginas.
  • Casi 4 millones de personas siguen las páginas de Aleteia en las redes sociales.
  • 600 mil personas reciben diariamente nuestra newsletter.
  • Cada mes publicamos 2.450 artículos y unos 40 vídeos.
  • Todo este trabajo es realizado por 60 personas a tiempo completo y unos 400 colaboradores (escritores, periodistas, traductores, fotógrafos…).

Como usted puede imaginar, detrás de estos números se esconde un esfuerzo muy grande. Necesitamos su apoyo para seguir ofreciendo este servicio de evangelización para cada persona, sin importar el país en el que viven o el dinero que tienen. Ofrecer su contribución, por más pequeña que sea, lleva solo un minuto.

Oración del día
Hoy celebramos a...





Top 10
EMANUELLE CUETO RAMOS
Jesús V. Picón
Sacerdote con cáncer terminal: Pierde los ojo...
IOTA
Lucía Chamat
La Virgen que se mantuvo en pie tras el impac...
Aleteia Team
Fotografiaron el martirio de este sacerdote p...
Orfa Astorga
¿Hasta qué edad es sano vivir en casa de los ...
Redacción de Aleteia
7 señales de personas con “depresión escondid...
Sempre Família
6 hábitos destructores de matrimonios y cómo ...
SAINT JOSEPH
Philip Kosloski
Esta antigua oración a san José es “conocida ...
Ver más
Newsletter
Recibe gratis Aleteia.