Arte y Espectáculos

Cuando el Jesús de La Pasión conoció a Juan Pablo II

La famosa película de Mel Gibson, ofreció a su protagonista vivir uno de los momentos más intensos y también hilarantes de su vida

Cuando el Jesús de La Pasión conoció a Juan Pablo II

Icon Films

El joven Jim tenía que estudiar español mientras su familia salía a ver el paso de Juan Pablo II por Vancouver, en British Columbia. Se lo perdió. Pero 20 años después, habiendo ya consolidado una carrera cinematográfica y habiéndose ganado el derecho a interpretar a Jesús de Nazaret en La Pasión de Cristo, de Mel Gibson, tuvo su segunda oportunidad.

Del encuentro con Juan Pablo II hay dos partes que Caviezel recordó en distintos momentos. La seria y la hilarante. Junto con su mujer y sus suegros, pudo saludarlo y conversar con el hoy canonizado pontífice durante cinco minutos en 2004, en torno a los meses de estreno de la película. Lo primero que hizo Caviezel fue agradecerle por la carta a los artistas del jubileo, que tuvo un profundo impacto en el actor. También por el valor que dio a la Virgen María en su pontificado.

15 marzo 2004 : El Papa Juan Pablo II encuentra al actor Jim Caviezel en en Vaticano.
15 marzo 2004 : El Papa Juan Pablo II encuentra al actor Jim Caviezel en en Vaticano.

Pero también pudo compartirle cómo se preparó para interpretar a Jesús en La Pasión, ante una pregunta del Papa. Según recordó en el programa del periodista Larry King el día previo a la muerte del pontífice polaco, cuando el Papa le preguntó cómo se había preparado para interpretar a Jesús en La Pasión de Cristo, Caviezel respondió, nervioso, que había estado con italianos… y le dijo que Jesús era italiano.

Ante la sorpresa de Juan Pablo II el actor prosiguió: “No dejó su casa hasta los 30 años, siempre estuvo con los mismos 12 amigos, y su madre creía que era Dios. Así que tenía que ser italiano”. Serio, Juan Pablo II le respondió: “Qué ingenioso, ¿no? Yo siempre creí que era polaco”.

En esas entrevistas con King, que tuvieron lugar el 1 y el 3 de abril de 2005, Caviezel, católico, recordó que Juan Pablo II fue importante para su desarrollo como actor, incluso para convencer a su padre de que esa era su vocación. Su padre solo accedió a acompañarlo en su decisión de convertirse en artista cuando Caviezel le hizo saber que el mismo Wojtyla había sido actor.


MIRA: Interesantísima entrevista a Jim Caviezel durante el rodaje de La Pasión


Asimismo, Caviezel expuso que el mismo magisterio de Juan Pablo II era como un entrenamiento para él. “Mi actuación se basa en la verdad. Y todo lo que leo del Santo Padre, en la carta a los actores, habla de la verdad. Y hay un bien y hay un mal. Y es importante no hacer que el bien no parezca mal y que el mal no parezca el bien. Llamar las cosas por su nombre. Y ese es mi entrenamiento. Y creo que cuando él habló a la gente lo hacía desde su corazón. Y cuando hablás a un millón de personas o estás actuando frente a otro actor, estás hablando desde tu corazón. Y ese es el entrenamiento del cual Juan Pablo II provenía”.

“En Cristo, Dios ha reconciliado consigo al mundo. Todos los creyentes están llamados a dar testimonio de ello; pero os toca a vosotros, hombres y mujeres que habéis dedicado vuestra vida al arte, decir con la riqueza de vuestra genialidad que en Cristo el mundo ha sido redimido”, decía Juan Pablo II a los artistas. Caviezel tuvo la oportunidad de expresar de manera explícita esta certeza de Juan Pablo II en “La Pasión de Cristo”, película infaltable en la grilla televisiva estos días de Semana Santa.